Uno de los mayores retos que afronta el Gobierno de España en esta fase del Coronavirus es la vuelta a los colegios y lo que pasará con los padres que tengan a sus hijos en cuarentena, como consecuencia de los contagios del virus. Pues bien, en este sentido la ministra de Educación, Isabel Celaá, ha anunciado dos opciones para subsanar esta grave incidencia laboral de los padres que tengan que pasar al cuidado de sus hijos. Se contempla que puedan obtener un permiso retribuido en sus puestos de trabajo.

Mientras que la otra alternativa consistirá en una baja laboral, que les permite abandonar el trabajo esos días, mientras se dedican al cuidado de sus vástagos.

Hay que recordar que al principio de la pandemia, el Gobierno central decidió impulsar las bajas laborales por el coronavirus en el caso de los trabajadores contagiados con el virus y que tuvieron que mantener una cuarentena en su hogar. Tratándose de una medida muy parecida a la de los accidentes laborales.

Percibiendo el salario y sin recuperar las horas perdidas

Durante la rueda de prensa, la ministra de Educación ha puesto de manifiesto que en estos casos, se podría justificar la falta al puesto de trabajo, a la vez que se percibe el salario. Matizando que no habría que recuperar las horas perdidas como consecuencia de esta ausencia laboral. Al explicar que en las cuarentenas de los menores “deben estar acompañados por un adulto”.

En previsión ante lo que pueda pasar en las próximas semanas con la vuelta a las clases de los niños más que pequeños. En donde una de las mayores preocupaciones es que los contagios se ceben en este importante segmento social.

Padres al cuidado de hijos contagiados con el coronavirus

Por otra parte, hay que recordar que en la primera oleada del coronavirus ya se contempló un permiso retribuido para todos los trabajadores, a excepción de los autónomos o por cuenta propia.

Con una duración que se extendió durante el periodo de confinamiento, entre los meses de marzo y abril.

Pero en esta ocasión, la motivación no viene generada porque los padres no pueden ejercer su actividad profesional. Sino porque tengan que atender a sus hijos, como consecuencia de un contagio en las aulas debido al coronavirus.

Sin que se tenga una incidencia sobre los casos que se pueden dar en el período escolar.

Mayor protección a las mujeres

Los colectivos feministas han demandado al Gobierno que atiendan sus necesidades particulares, cuando se produzca esta situación en los niños. Requiriendo una cobertura a sus ausencias en el trabajo, para que puedan atender a los pequeños en los periodos de la cuarentena. Hasta de punto de que temen que esta carga familiar pueda recaer mayoritariamente entre las mujeres y que les afecte en su estabilidad laboral y en los ingresos de sus puestos de trabajo.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!