Cuando las personas viven situaciones límite por desastres naturales, guerras, hambrunas, pobreza extrema, etc., las Empresas Cooperativas son un milagro de la solidaridad humana.

Eché un vistazo y no pude parar de leer el texto que recientemente publicó la Organización Internacional del Trabajo (OIT) denominado: “La forma cooperativa de hacer negocios”, sus cifras son impactantes: las Empresas Cooperativas, tienen alrededor de mil millones de miembros, además contribuyen a asegurar los medios de vida de tres mil millones de personas y proporcionan más de cien millones de empleos.

¿Qué son?

Las Cooperativas son empresas que con presencia en todos los sectores de la economía, son de propiedad conjunta, conformada por personas con aspiraciones comunes.

Anuncios
Anuncios

Están unidas por fuertes lazos de solidaridad, pues toman decisiones democráticas y, al mismo tiempo, buscan el equilibrio entre la competitividad, la rentabilidad y la solución a las necesidades de sus miembros. También fortalecen los principios de auto-ayuda, auto-responsabilidad, igualdad y equidad.

Son resistentes a las crisis

Con frecuencia las crisis generan situaciones traumáticas para el ser humano, en ellas el modelo de las Cooperativas ha demostrado que es posible la reestructuración económica de las personas, quienes, si bien tienen habilidades laborables, carecen de capital (o es muy escaso) para desarrollarlas.

La Empresa Cooperativa fomenta el clima para la creación de #Empleo, protección social, progreso económico y reducción de la pobreza en individuos, familias y comunidades.

Anuncios

En los últimos años casi 100 países tomaron acciones claras y contundentes para permitir la creación de Cooperativas: reformaron sus legislaciones.

El milagro de la papaya

¿Te imaginas cómo queda un pueblo después de un largo conflicto armado? ¿Cómo se siente regresar a casa y ver que no hay nada? ¿A tus amigos y familiares muertos? Ahora imagina que ese pueblo es pobre y muy conservador. Los sobrevivientes son un grupo de viudas que regresan a buscar: techo, ropa, comida.

En este panorama desolador, los representantes de la OIT actuaron con valor, fueron al norte de Sri Lanka (en situación post-conflicto) y sirvieron de enlace entre estas campesinas e instituciones de gobierno y empresas privadas. El milagro de la solidaridad se dio.

Poco a poco las viudas volvieron a sembrar sus papayas, se organizaron en una Cooperativa frutícola, y se unieron a una compañía exportadora para crear la empresa: “Procesadores de Fruta Norte-Sur”, que ayudó enormemente para que pudieran vender sus papayas.

Anuncios

Además, como la fruta se echaba a perder, construyeron un almacén de empaquetado que permitió conservar la papaya con excelente calidad de exportación.

El impacto en los ingresos de los hogares de estas agricultoras pobres fue de un 700 por ciento. En algunos casos generó más de 300 000 dólares (USA) en ingresos para las 189 personas y los nueve puestos de trabajo en la empaquetadora.

Propósitos

Aumentar la creación de Cooperativas para el año 2020, y que sean participativas, sostenibles, con identidad clara, apoyadas por capital y marcos legales seguros y fiables. Mejorar planes de estudio para jóvenes que fomenten el desarrollo del modelo de la Cooperativa.

Oportunidades

-Actualmente la OIT trabaja con gobiernos, sindicatos, organizaciones de empleadores y Cooperativas de todo tipo y tamaño.

-Los materiales de formación de la OIT se utilizan en más de 50 países, son traducidos a más de 60 idiomas.

También existen otros programas que ayudan a abordar temas como el empleo juvenil, la igualdad de género, la protección social, el trabajo infantil, la informalidad, y el desarrollo económico local.

My.Coop

Es un paquete de la OIT de formación y gestión de Cooperativas Agrícolas, con modalidad presencial y a distancia. En cinco años ha sido traducido a 10 idiomas y opera en tres continentes.