Muchos ancianos han comenzado a ser vacunados. Un hecho que les ha llevado a muchos a poder retomar su vida después de casi un año aislados por la crisis sanitaria causada por la pandemia del coronavirus. Gracias a las vacunas hemos podido ser testigos de la llegada de 170 ancianos al teatro de Gran Vía de Madrid en la que ha sido su primera salida de la residencia después de un largo y duro año lleno de penurias.

170 ancianos acuden al teatro de Gran Vía de Madrid tras ser vacunados contra el coronavirus

Los mayores de las residencias de Madrid por fin han podido salir de ellas tras recibir la segunda dosis de las vacunas.

Y para celebrar su inmunización, han sido invitados a una función especial en el teatro de Gran Vía de Madrid.

Sin lugar a dudas, un detalle para un sector duramente castigado por las muertes y restricciones ocasionadas por el Coronavirus que han visto cómo no se les permitía salir de las residencias y tenían que ver a sus familiares en el mejor de los casos, detrás de un cristal y con fuertes medidas de seguridad para evitar contagios.

Las personas mayores, en muchos casos con patologías previas, han pasado un duro año tras ser los más "débiles" frente al ataque del coronavirus. Por este motivo, el Gobierno Central del país decidió comenzar el plan de vacunación con ellos a la cabeza. Una acción que ha conseguido que 171 personas de edad avanzada que residen en residencias de Madrid y han sido inmunizados con la segunda dosis de la vacuna hayan acudido a disfrutar de un espectáculo en plena Gran Vía de Madrid.

Una función gratuita que El Teatro EDP Gran Vía ha querido regalarles.

Reacciones de los asistentes al evento

Rosa ha sido una de las ancianas a las que se les ha preguntado por esta experiencia. La mujer, fue sastra en el teatro en sus tiempos de juventud y hacía 25 años que no acudía como público. Rosa, emocionada y abrumada, ha sido una de las primeras en llegar al teatro dentro de toda la expectación que el evento ha generado.

Además, explica que ahora espera ver llegar con ansia el día en el que pueda pasear con sus familiares al aire libre y dejar atrás estos tiempos de pandemia.

Estar vacunados ha permitido que 170 ancianos hayan abandonado sus residencias y visitar el teatro. Además, con ellos han acudido 51 cuidadores de 36 residencias privadas de Madrid.

Todos ellos se han apuntado a la esperada excursión.

Y es que se les ha podido ver a muchos protegidos del frio con largos abrigos, pero también se ha podido observar que todos se han vestido y arreglado para la ocasión. Una acción tan corriente hace algún tiempo como ir al teatro hoy ha emocionado a más de un anciano.

Arreglados y emocionados por la Gran Vía

La "bendita" vacuna, según lo expresa Conchita, una anciana de 90 años, les ha hecho sentirse más seguros. Y es que, la situación no es para menos, ya que gracias a ellas han vuelto a vestir sus joyas y ropas para la ocasión porque así lo merecía: "Ha sido durísimo, durísimo", cuenta Conchita, "con tanta gente malita, tantos que se nos han muerto...".

La ocasión sin lugar a dudas lo merecía, y algunos de los asistentes al teatro no han podido contener las lágrimas de la emoción y alegría.