El sistema de multas que estableció el Gobierno para sancionar a quienes no respetaban las normas de confinamiento por el Coronavirus, ha dejado una cantidad de 1,2 millones de euros y más de 9.000 detenidos en los tres meses que ha durado el Estado de Alarma. Esto ha generado numerosas críticas, ya que muchos consideran que se ha actuado de forma desproporcionada, sin contar la dificultad para la tramitación y evitar que prescriban.

No respetar el estado de alarma acarreó multas y sanciones

Durante los meses que ha durado el Estado de Alarma, no respetar las normas conllevó a que se impusieran multas y sanciones, que iban desde los 600 euros por movilizarse sin la debida autorización, hasta los 10.400 euros por organizar o participar en actividades grupales y que representan un alto riesgo de contagio.

La mayor parte de estas multas fueron impuestas por la Guardia Civil y la Policía Nacional, el resto fueron las realizadas por las Policías Municipales y las Comunidades Autónomas. Entre las personas que recibieron multas se encuentra el expresidente Rajoy.

Multas y sanciones durante el estado de alarma

Al decretar el estado de alarma de forma inmediata las redes sociales se inundaron de vídeos mostrando como eludir las normas y restricciones, con propuestas desde salir disfrazados o pasear animales de peluche, una acción que no solo no respetaba las normas de confinamiento, sino que representa riesgo de contagio de coronavirus.

En plena fase de desescalada tampoco se hicieron esperar convocatorias a botellones, fiestas a domicilio, marchas y otros tipos de reuniones en donde se reunían multitudes y que llevaron a que los agentes del orden público levantaran actas de sanción, con el fin de evitar nuevos focos de COVID-19.

No solamente se levantaron sanciones de tipo administrativo durante el estado de alarma, sino que los tribunales también tuvieron que trabajar debido a las condenas a prisión por reincidencia en multas y sanciones, aunque ninguna llegó a superar el año de duración.

Críticas a las sanciones durante el estado de alarma

El ministro del Interior siempre apoyó sancionar a aquellos que infringieran las normas durante el estado de alarma, estableciendo las acciones a seguir en la Ley de Seguridad Ciudadana, conocida como Ley Mordaza. Se promocionaron de forma adecuada las normas a seguir, así como las sanciones que su incumplimiento acarrearía.

La mayoría de las críticas se basan en el gran número de multas que se han impuesto, y que pueden quedar sin efecto debido a la demora en estudiar cada caso, lo que puede provocar que las multas más leves terminen prescribiendo y para algunos de los críticos, no podrán ser ejecutadas después del domingo.

La única posibilidad de que los procedimientos para el cobro de estas multas puedan seguir su curso legal, es que el gobierno hubiese emitido un Real Decreto antes de finalizar el Estado de Alarma que ordenase que sigan su curso, este decreto hubiese debido recibir la aprobación del Congreso de los Diputados.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!