Si la carne que no era carne se convirtió en una verdadera revolución en el mundo de la gastronomía vegana, ahora llega al mercado el huevo que no es huevo. Este nuevo producto tiene como objetivo principal imitar la forma, el aspecto, la textura y el sabor del huevo tradicional, pero sin serlo. Sin duda, es una gran noticia después de años de investigación para conseguir un sustituto de un alimento tan común en la dieta occidental.

De esta manera, a partir de ahora las personas que han decidido seguir una filosofía de vida vegana van a poder comer huevo. Es la cadena de cafeterías de origen canadiense Tim Hortons la pionera en introducir este producto en la carta del menú. El nombre de este huevo que no es huevo es Just Egg y se publicita como una alternativa real al huevo, sin ser de origen animal, para poder realizar cualquier tipo de receta. Dicho producto se basa en la proteína de frijol, cúrcuma, aceite y puré de cebolla. Nada de origen animal, absolutamente nada.

Tres cucharadas del producto equivalen a un huevo de gallina

Según la mencionada empresa, con solo tres cucharadas del producto se puede realizar cualquier clase de receta, ya que imita perfectamente el sabor, el aspecto y la textura que caracteriza al huevo. Por otro lado, esa cantidad de Just Egg es el equivalente a un huevo de gallina y aporta cinco gramos de proteína, eso sí, de origen vegetal.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Televisión Recetas

Si lo comparamos con un huevo entero, que ofrece unos seis gramos de proteína, no está nada mal.

Jane Almeida, portavoz de la cadena Tim Hortons, ha explicado que siempre intentan escuchar a sus clientes y, dependiendo de la acogida, irán ampliando los productos de base vegetal en la carta. Además, es un nuevo paso por parte de la cadena a la hora de apostar por la alimentación vegana después de presentar unos sándwiches realizados con carne de la conocida compañía Beyond Meat.

Esta empresa es una de las dos cadenas de nacionalidad estadounidense que está al frente del movimiento de la carne de base vegetal y que ya ha llegado al mercado español en forma de hamburguesa. Y está teniendo mucho éxito.

Los productos veganos facturan una cantidad de 4.500 millones de dólares al año

En Estados Unidos, solo en dos años, la venta de productos que imitan la carne y son de base vegetal ha aumentado un 31% y ya ha llegado a facturar la cantidad de 4.500 millones de dólares al año, según estudios del Good Food Institute.

Además, los expertos señalan que estas cifras se podrían quedar cortas en un futuro próximo, ya que cada día hay más personas a lo largo y ancho del planeta que se unen a la filosofía de vida vegana y no incluyen ningún producto de origen animal en su dieta alimenticia.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más