Un error informático en el portal web del hipermercado Alcampo, en la ciudad de Sevilla, ha provocado la locura: la PS4 costaba solo un céntimo de euro. Según fuentes de la cadena, unas sesenta personas habrían aprovechado la mencionada oferta y sus pedidos tuvieron que ser cancelados por un problema con el stock.

Decenas de compradores intentaron aprovecharse de la oferta publicada en la web del hipermercado Alcampo, en el establecimiento que tiene la cadena en Sevilla Este, al comprobar que en la página web se anunciaba la oferta de una PS4 con un disco duro con capacidad de 500 GB por un céntimo de euro, con dos juegos incluidos.

Por esta razón, una gran cantidad de clientes decidieron adquirir el producto e, incluso, les llegó a su correo electrónico el justificante de haber realizado la compra.

La oferta estuvo vigente durante unas pocas horas

Según ha publicado la versión digital del periódico ABC Sevilla, está oferta solo estuvo vigente durante unas horas del pasado domingo, en la página web del establecimiento, y los clientes no dudaron en dar el paso y comprar todas las que pudieron; incluso, en algunos casos, adquirieron veinte consolas y tienen el albarán para demostrar que realizaron la compra de manera completamente legal y tienen derecho a recibir las consolas que han comprado.

El problema vendría cuando el lunes, al día siguiente de realizar su compra, los clientes recibieron un correo electrónico de Alcampo donde les comunicaban que, lamentablemente, tenían que cancelar sus pedidos, ya que, no tenían el producto que habían adquirido por una falta de stock.

El supermercado ha reconocido que fue un error informático involuntario

Según el medio de comunicación citado, al menos habría unas sesenta personas afectadas de varias provincias.

Muchas ya se han puesto en contacto entre sí, utilizando una plataforma de mensajería instantánea, para poder unirse en caso de tener que tomar medidas legales en contra de la decisión del hipermercado.

Otros se personaron en el hipermercado el lunes por la tarde, pero la única opción que tuvieron fue rellenar una hoja de reclamaciones y recibieron una carta donde se les confirmaba que el precio era un error a causa de un fallo informático que había tenido lugar de manera involuntaria y no deseada por la cadena.

En todo caso, les pide disculpas por los inconvenientes que han podido sufrir por esta cancelación. Ahora los clientes tendrán que sopesar qué tipo de medidas llevaran a cabo para que les compensen.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más