Un empleado de una gasolinera decidió ayudar a una clienta que estaba en apuros y ella, gracias a su idea de organizar un crowdfunding, ha logrado recompensarle con 29.000 euros.

Se trata de una joven que se había olvidado la cartera con el dinero en casa y no tenía tiempo para volver, ya que llegaba tarde a su trabajo. Pero tuvo la gran suerte de que el trabajador de la estación de servicio decidiera ayudarla, haciéndose cargo de la factura de la protagonista de esta historia para que no se quedara tirada en la carretera.

La joven se había olvidado la cartera en casa

Monet Van Deventer, una joven de tan solo 21 años de edad de Ciudad del Cabo, nunca va a poder olvidar el gran gesto que tuvo con ella un trabajador de una gasolinera que le ayudó a no tener que pasar por un grave apuro. Todo sucedió cuando, después de haber conducido varios kilómetros con muy poca gasolina, tuvo que dirigirse a repostar en una estación de servicio.

La joven no se había dado cuenta de que la cantidad de gasolina que tenía en su coche era muy justa y se arriesgaba a quedarse tirada en medio de la carretera. Pero cuando decidió pararse en una gasolinera a repostar, descubrió que había salido de casa sin tarjetas de crédito ni dinero.

Para suerte de la propia Monet, el trabajador de la estación de servicio, Nkosikho Mbele, decidió ser solidario y, para evitar que la joven acabase en un apuro, pagó la cuenta para que se pudiera ir a trabajar sin llegar tarde o no se quedase tirada en medio de la carretera.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Televisión

La chica declaró al periódico Mail Online que cuando se dio cuenta de que no tenía dinero, le pidió al encargado que no le sirviese gasolina y le explicó que se había dejado el dinero en casa con las prisas. Se podía arriesgar a volver a casa, pero el empleado le dijo que no, que pagaba él la cuenta.

Un gesto que Monet decidió agradecer horas más tarde al devolverle la cantidad de dinero que le había dejado y crear un crowdfunding para poder recompensar al empleado por su buena acción.

El gesto realizado por Nkosikho tocó la fibra sensible a muchas personas en toda Sudáfrica y se logró recaudar una cifra bastante importante: 29.000 euros.

Según ha explicado la joven, ese gesto le alegró el día, que no había empezando precisamente bien. Luego dio el paso de hacer público que hay gente tan amable como este trabajador, lo contó en Facebook y preparó una página de crowdfunding. El empleado explicó a los medios de comunicación que encontró lógico ayudar a la chica, pues no tenía dinero para poder llegar al trabajo.

Shell ha donado la misma cantidad de dinero a causas sociales

El joven trabajador también ha hablado ante los medios de comunicación explicando lo que había sucedido. Simplemente, la chica no tenía dinero y debía irse a trabajar. Él sabe que el tramo que debía recorrer, la N2, es muy peligroso, por lo que decidió ayudar a la joven pagando el recibo por ella.

La joven ha dicho que el propio Nkosikho ha decidido cerrar la cuenta, ya que piensa que han recaudado más dinero del que necesita, según su manera de ver la vida.

Con el dinero que se ha recaudado, el trabajador ha podido pagar las deudas que mantenía y pagar el colegio para sus hijos.

Incluso la multinacional Shell, propietaria de la gasolinera, ha decidido donar la misma cantidad que ha sido recaudada, 29.000 euros, en este caso para fines de carácter benéfico.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más