El club deportivo futbolístico [VIDEO] de tercera división, el Atlético Lugones de Oviedo [VIDEO], tiene un jugador que más allá de sus excepcionales destrezas en el campo, tiene un misión personal cada vez que toca un balón en cada partido, su nombre es Raúl Marcos y tiene tan solo 9 años de edad y prometió que con cada gol que realice donará 2 euros y 50 céntimos a su amigo Alejandro Gutiérrez que posee una grave enfermedad.

Hace poco tiempo nuestra pequeña estrella de Oviedo se enteró que su mejor amigo posee una enfermedad llamada síndrome de Duchenne. Esta condición médica es un trastorno hereditario que se caracteriza por debilidad muscular y que tiene un rápido avance, en especial cuando no es tratada debidamente.

Como se conoce realmente este síndrome es como “Distrofia muscular de Duchenne” ya que la principal afección, como lo dice el nombre es dañar significativamente los músculos principales del cuerpo. Dicha enfermedad puede presentarse en 1 de cada 3500 hijos varones, ya que las probabilidades de que una hembra lo herede son mucho menor a las de los masculinos.

Amigos de por vida

Raúl y Alejandro se hicieron grandes amigos desde muy temprana edad, ya que el destino los coloco en la misma aula de clases e inmediatamente sintieron afinidad y desde ese momento han decidido estudiar juntos hasta la actualidad. A pesar de que Raúl sabía que su amigo algo lo afectaba no conocía sobre el síndrome, sus síntomas y hasta sus consecuencias, y no fue un día que por azar leyó sobre esto en el periódico y pues supo que tenía su gran compañero.

Se dedicó a conocer sobre esta enfermedad y que sucedería con el pasar del tiempo y para su tristeza, descubrió en la actualidad no existe ninguna cura para tratar este tipo de condición médica y los pocos avances científicos que existen sirven para ayudar son terapias y tratamiento que logran detener un poco el avance tan significativo de la enfermedad.

Márcale un gol a Duchenne

Raúl al saber que solo bastaran los años para que se les una a su amistad una silla de ruedas que ayude a trasladar a Alejandro, decidió poner manos a la obra y buscar manera de ayudar a su hermano de aventuras. Es acá donde comienza la campaña de Raúl para donar 2 euros y 50 céntimos cada vez que marque un gol en la selección a la que pertenece y junto a esto ha realizado campañas por Internet para apoyar a su causa y darle conocimiento a la gente sobre el síndrome de Duchenne.

Hoy Raúl ha recaudado más de 200 euros y junto a la Asociación Duchenne Parent Project, iniciaron una campaña donde se ha vuelto viral el hashtag #MarcaleUnGolADuchenne. Sin duda Raúl es un ejemplo de que la amistad es un sentimiento puro y sin límites.