Ana Rosa Quintana continúa en cuarentena preventiva tras haber tenido "contacto estrecho" con un positivo en Coronavirus. Consciente de que tendrá que pasar la Semana Santa recluida, la presentadora de Telecinco, de momento, no se ha tomado vacaciones y ha preferido seguir al frente de 'El programa de AR' desde su casa, vía Skype.

El pasado miércoles, 24 de marzo, la periodista madrileña anunció que debía ausentarse del plató y permanecer confinada en su domicilio como medida de precaución, al igual que su compañero en el espacio matinal Joaquín Prat.

Después de aparecer en el salón la semana pasada, este Lunes Santo Ana Rosa ha cambiado de ubicación, mostrando a sus seguidores una nueva estancia de su espectacular casa. Sobre su estado de ánimo, asegura que está "fenomenal y engordando".

'Ya he probado las torrijas', ha confesado Ana Rosa entre risas a los espectadores

El día 25 por la mañana, ya presentó 'El programa de AR' a través de videollamada, explicando el motivo, que ya había adelantado en redes.

Ella y Prat tuvieron contacto con un positivo y, aunque su pruebas de COVID-19 dieron "negativas", Ana Rosa se ha sometido a "una cuarentena preventiva" mientras se realiza otros test "en los próximos días".

Gracias a las intervenciones telemáticas que está realizado la comunicadora, los seguidores del magacín que comanda ya han podido ver parte de su hogar.

El jueves y el viernes, Quintana se conectó en directo desde el comedor, decorado con una original mesa de cristal, sillas forradas y una estantería donde descansan los numerosos premios que ha atesorado a lo largo de su dilatada carrera profesional. Este lunes, Ana Rosa ha elegido como escenario un rincón diferente y ha aparecido sentada en lo que parece ser su despacho, que cuenta con un ventanal a través del cual se vislumbra un bonito jardín.

La presentadora de Mediaset ha desvelado a la audiencia que se encuentra bien, aunque el encierro podría pasarle factura en la báscula. "voy a engordar", ha asegurado antes de quejarse con humor por tener que vivir la Semana Santa "sin poder salir de casa". Eso sí, hasta en estas circunstancias, Quintana se mantiene fiel a las tradiciones. "Ya he probado las torrijas", ha confesado, quitándole hierro a la situación.

La presentadora está deseando volver al trabajo de forma presencial

Además, Ana Rosa Quintana ha dado más detalles sobre el motivo de su aislamiento. "Estuve a dos metros del positivo.

Me hice un test de antígenos que salió negativo y una PCR que también ha salido negativa. Pero aquí sigo, en cuarentena. No me quejo. Quiero hacer las cosas bien", ha contado mientras entrevistaba al consejero madrileño de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero.

Esta es la segunda vez que la periodista se ve obligada a trabajar desde casa desde que empezó la pandemia del coronavirus, pues en abril de 2020 tuvo que guardar reposo aquejada de una faringitis. Se espera que a finales de esta semana, Ana Rosa y Joaquín Prat puedan dar por finalizado su aislamiento.

Ella asegura que está deseando volver al trabajo de manera presencial.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!