El amor se acaba, es una realidad y ni siquiera las historias gestadas en la Meca del Cine tienen inmunidad ante el paso del tiempo, la monotonía, la distancia... Tanto es así que en los últimos días una de las parejas más queridas del último año se ha roto. Efectivamente, hablamos de Ben Affleck y Ana de Armas, quienes comenzaron una relación amorosa el pasado mes de enero de 2020, justo antes de la pandemia. La pareja pasó el confinamiento en compañía del otro, conocieron a sus familiares e incluso tuvieron tiempo de visitar la Cuba natal de la actriz, pero, al parecer, según apuntan, un nuevo proyecto profesional de ella habría precipitado la ruptura.

Ben Affleck tiene que vivir en Los Ángeles y Ana no quiere

Suena a chiste, pero es así, según ha contado la publicista del actor, ambos están en momentos diferentes de sus vidas. De Armas se habría mudado a Nueva York por un nuevo proyecto profesional, mientras que Ben Affleck tendría que permanecer en Los Ángeles, ciudad en la que residen sus hijos con Jennifer Garner. Al parecer, esto no habría gustado a la actriz, puesto que no quiere vivir en Los Ángeles y ello habría motivado junto a otras razones su ruptura con el conocido actor, ya que fue ella la que tomó la decisión.

La ruptura entre Ben Affleck y la actriz es amistosa

Aunque algunos medios apuntan a que la ruptura entre ambos habría sido difícil debido a que tienen una mala relación y se llevan mal, nada más lejos de la realidad.

Aseguran que la ruptura entre ambos actores se ha producido de forma amistosa y por mutuo interés. "Hay un profundo respeto entre ambos", señalaban.

Además, tampoco es cierto que la actriz no tenga buena relación con los hijos del actor, puesto que meses antes de la ruptura había vivido con ellos. Sin embargo, la actriz habría priorizado su brillante futuro en Hollywood antes que una vida doméstica junto a Affleck y sus hijos.

No obstante, la actriz no se ha pronunciado aún al respecto de este detalle.

La película que unió a Ben Affleck y Ana de Armas

La historia de amor de Ben Affleck y Ana de Armas comenzó al más puro estilo 'La La Land'. Se conocieron en el rodaje de la película 'Deep Water' en Nueva Orleans y desde entonces se volvieron inseparables. Pasaron el confinamiento de marzo juntos, tal y como mostraron en sus redes sociales, e incluso se mudaron a vivir a una casa común en Brentwood después del verano tras vender De Armas la suya en Venice Beach.

No obstante, el amor no ha sido tan fuerte como esperaban ambos actores y tras poco más de un año de relación los dos han decidido tomar caminos distintos. Caminos en los que, de momento, no aparece un futuro en común ni en la vida real ni en el cine.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!