Kiko Rivera guarda vivencias muy tristes de su adolescencia, cuando su madre Isabel Pantoja no dudó en internarlo en colegio de Toledo, donde según el paparazzi Gustavo González, que estuvo a su lado en aquellos años, ‘mi pequeño del alma’ estaba rodeado de delincuentes pasándolo muy mal.

Kiko toca fondo y se enfrenta a su madre

Lo pudimos ver en ‘Sábado Deluxe’, cuando el Dj se abrió en canal para contar que está triste y sin ganas de nada y que no poder sostener la economía de su casa, a pesar de sentirse orgulloso de que sea su mujer la que lo haga, al no estar acostumbrado, lo tiene destruido.

Isabel Pantoja, llamó en directo para recriminar a su hijo que estuviese triste con la que está cayendo. Fue tal el cúmulo de tonterías que salieron por su boca, sin mostrar ninguna empatía hacia un hijo cuya cara lo decía todo, que María Patiño en uno de sus arrebatos la llamó ‘egoísta’ y tuvo que disculparse por ello.

Fue la primera vez que vimos a Kiko Rivera enfrentarse públicamente a su madre, al decirle que él tenía todo el derecho a estar triste y que lo que necesitaba eran: ‘besos y abrazos’. Ante las palabras profundamente dolidas del hijo, Pantoja reculó un poco asegurándole que al día siguiente iba a su casa a darle esos abrazos y besos.

Pantoja no ha cumplido su promesa

Pero esa visita hecha hace más de diez días y tan esperada por el hijo, sigue sin cumplirse.

Justo cuando se cumplían tres días desde la promesa, el Dj quiso dejar bien claro en su Instagram sus sentimientos hacia su progenitora.

Su post en la red social originó una nueva llamada de su madre, esta vez durante ‘El programa de AR’ y estando colaborando su hija Isa, tratando de justificar lo injustificable, al querer quedar bien respecto a su llamada al ‘Deluxe’: ‘lo único que quise dar a entender era que era posible cura. Lo único Lo que quise darle a entender es que estamos pasando por lo que estamos pasando y que hay miles de personas con depresión, ¡Miles!’. En realidad, ella de lo que habló en el 'Deluxe' fue de los ‘miles’ de muertos por coronavirus.

Y de nuevo Kiko quiso dejar claro quien es su verdadera familia y su decisión de centrarse solo en ella, en su Música y en ser feliz.

A día de hoy, el Dj y su madre solamente han hablado por teléfono y parece que las conversaciones han sido agrias e incluso ha intervenido en ellas el ‘tito’ Agustín. También Irene Rosales aquejada de coronavirus, ha dicho ‘basta’ a las insinuaciones de Pantoja de que siempre está ayudando económicamente a su hijo, afirmación que ha sido negada por su nuera, que afirma que le dijo a Pantoja que ellos no necesitan dinero y que no se preocupe por eso.

De momento la gran preocupación de la tonadillera es que el hijo decida contar todos los agravios sufridos, en un plató de Televisión o en una revista y lo seguro es que nada volverá a ser igual entre Kiko Rivero e Isabel Pantoja

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Sálvame
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!