Raquel Perera, la que fuera esposa de Alejandro Sanz se encuentra viviendo un complicado momento a raíz de su divorcio hace apenas un año del cantante gaditano. La que fuera su manager y gestionaba todos sus negocios además de ser madre de sus dos hijos parecía haber llegado a un entendimiento con el cantante, pero la realidad parece ser otra. Y es que, en un primer momento, la ruptura de Alejandro Sanz y Perera parecía haber sido amistosa, pero las últimas noticias no son nada alentadoras y apuntan incluso a que la exmanager del cantante habría recurrido a la justicia solicitando amparo económico y él la habría amenazado vía Whatsapp al no llegar a un acuerdo económico.

La exrepresentante de Alejandro Sanz le solicita 40.000 euros mensuales

Fue hace apenas un año cuando los rumores de ruptura entre Alejandro Sanz y la que fuera su mujer cogieron mayor peso. Ambos confirmaron la separación con una entrañable fotografía de sus hijos y ahora, doce meses más tarde, los trámites de divorcio no parecen ser nada alentadores. Hace apenas un mes, la propia Raquel Perera presentó una demanda de divorcio de Alejandro Sanz donde aparecían concretadas las solicitudes de dinero de cada uno y el reparto de bienes de la expareja. Según el medio ABC, Perera le requería al artista 40.000 euros mensuales para pensión alimenticia y una parte de la fortuna generada durante el matrimonio.

Alejandro Sanz hace una confraoferta a Perera: le ofrece 15.000 euros

La elevada cifra económica se basa en que la exmánager del cantante no quiere privar a sus hijos de la educación que les venía dando desde hace años y del estatus económico de los mismos, entre los que se encuentran los servicios médicos, la educación privada y los recreativos a los que acudían como actividades extra escolares.

Además, solicita pasar mayor tiempo con sus hijos alegando que el gaditano se encuentra habitualmente viajando por todo el mundo por trabajo y cuando descansa, prefiere estar en España mientras ellos viven en Florida. Lo ocurrido ha hecho que Alejandro Sanz haga una contraoferta ofreciéndole 15.000 euros.

La exmanager denuncia recibir mensajes amenazantes de Alejandro Sanz

Sin embargo, Raquel Perera rechazó radicalmente la oferta del cantante, pues sólo el domicilio en el que vive cuesta 18.000 euros mensuales. A raíz de esto, la exrepresentante ha solicitado una moción de urgencia en la Corte de Miami para evitar que su exmarido despilfarre su dinero y los bienes generados durante el matrimonio antes de que llegue el divorcio. No obstante, la demanda contiene además por parte de Perera quejas hacia Sanz por haber recibido de él WhatsApp amenazantes dias después de la demanda de divorcio. La exmanager del cantante asegura que el gaditano la amenazó con quitarle toda la ayuda económica y de anular incluso sus tarjetas de crédito, además de no abonar la pensión por alimentos de sus hijos y obligarla a marcharse del domicilio.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!