Desde que saltó del helicóptero con su peculiar forma de ser y su inseparable peluca, el cabello de la extremeña se ha convertido en uno de los temas de la actual edición de Supervivientes 2020”. Un gran misterio que por fin se ha resuelto.

Yiya se ha convertido en la gran villana de la edición de 'Supervivientes 2020'

Ya han pasado tres meses desde que se inició la aventura en Honduras y los participantes que siguen en la isla han revelado sus secretos, ante las cámaras. Tres meses que dan para mucho y, por supuesto, Yiya se ha convertido en la gran protagonista de estas incógnitas y dudas por parte de la audiencia.

¿Por qué a la villana de este año no le crece el cabello?

La peluca rizada de la que fue concursante del reality “Un príncipe para tres princesas” se ha convertido en un emblema para esta edición. Desde que llegó a la isla, la empresario y modelo no se ha separado, en ningún momento, de este elemento, que parece que la única función es decorativa.

María Patiño se preguntaba la razón de que el pelo de Yiya no creciera en la isla

Pero, la joven se ha desprendido de su característica peluca en contadas ocasiones y ha sorprendido por una razón: a pesar de que han pasado más de diez semanas desde que llegó a la isla, el pelo de la joven parece no crecer. La cabeza sigue completamente rapada, ante la sorpresa de la audiencia que no entiende nada.

Hasta la propia María Patiño, que es una seguidora más del reality más duro de la cadena, se preguntaba cómo era posible que a Yiya no le creciese ni un milímetro el cabello.

En la última gala de “Supervivientes: Conexión Honduras”, el presentador Jordi González le quiso hacer la pregunta del momento a Yiya: que le explicase el extraño fenómeno con su cabello como protagonista.

Con la naturalidad que le caracteriza, Yiya no ha tenido problemas a la hora de revelar el mayor misterio en la isla. El pelo no le crece por una razón mucho más sencilla de lo que la gente se podría imaginar: entre sus objetos personales, la extremeña llevó una maquinilla. Si dejara que su pelo creciera libremente, la joven asegura que parecería un verdadero puercoespín.

La joven no podía evitar reírse ante la situación.

Yiya prefiere llevar su peluca ya que no puede mirarse en un espejo y no sabe cómo está físicamente

Además, con su peculiar sentido del humor, la joven ha explicado que ya llevaba peluca antes de iniciar la aventura en la isla. La razón principalmente es por el tatuaje que se ha hecho en la cabeza.

Pero, ahora solo lleva peluca por una razón estética. Al no tener espejo no sabe que tendrá, por lo que prefiere taparse con la ayuda de la mencionada peluca. Como no se puede ver, prefiere ponerse su “setita” para poder adornarse un poco. Jordi González, al darse cuenta de la gran cantidad de “inseguridades” de la joven, le aseguró que estaba muy guapa.

Tras la explicación de la modelo, los seguidores del programa no se podían creer que la concursante tuviera este tipo de problemas capilares. Algunos ponían el grito en el cielo por su frivolidad: es la primera vez que un persona como Yiya pisa la isla, una concursante capaz de raparse el cabello para que no le crezca y estar fea, pero que prefiere llevar una peluca para vivir una experiencia tan extrema. Por eso, la verdadera ganador de esta edición no es ni Ivana, ni Hugo ni el gran favorito, Barranco. ¡Es la peluca de Yiya!

Pero, la peluca de Yiya tiene los días contados en la isla: la joven tuvo que entregar su objeto favorito para poder hablar con su novio, Brócoli. Y, la modelo, después de dos meses siendo inseparable de esta pieza fundamental en su día a día, ha dicho adiós a su peculiar peluca y pudo compartir unas palabras con su defensor en plató y pareja sentimental.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Supervivientes
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!