Sentada en un escritorio, con iluminación tenue y escribiendo en una antigua máquina de escribir, Madonna comunicó al mundo su tristeza por la muerte de tres seres muy queridos, todos víctimas del Covid-19, la enfermedad que produce el coronavirus.

Muy afectada, la diva del pop realizó la tristísima revelación a través de un vídeo que subió a su cuenta de Instagram. Allí, con una puesta escénica que revela la devastación padecida, la cantante de 60 años afirma que en un día fallecieron su primo, el hermano de su guardaespaldas y Orlando Puerta, una persona que presenta como "muy importante en su vida profesional".

Según el relato de la artista, Puerta era el encargado de llevar sus remix a los charts de Música bailable, por lo que contaba con toda su confianza. Eran además, amigos y compartían la pasión por la música.

Cifras muy preocupantes de Estados Unidos

Según La Nación, la cantante hizo este anuncio mientras las noticias llegadas de los Estados Unidos, país de donde es oriunda, son muy preocupantes, ya que las cifras de afectados y muertes por Coronavirus son de las más altas del planeta.

Al momento del tristísimo anuncio de la diva del pop norteamericana, en los Estados Unidos se contabilizaban 500.000 contagiados y 19.000 muertes por Covid-19, superando con esta cifra el récord registrado en Italia, que cuenta con 18.849 fallecidos.

La tristeza infinita de Madonna, la diva del pop

Según Clarín, la artista comienza su vídeo diciendo que este es el diario número 9 de la cuarentena y que no siempre es posible tener un buen día. Con su inconfundible voz y estilo, Madonna va relatando a medida que escribe en su máquina de escribir sus sensaciones, agregando que hace dos noches que no puede dormir y que en esa jornada se sintió fatal.

Luego, visiblemente afectada, la cantante menciona a su primo, al hermano de su guardaespaldas y a Orlando Puerta, las tres personas de su entorno más cercano que fallecieron el mismo día, todos víctimas del coronavirus.

Según la cantante, el dolor es como una lanza ardiente

Madonna habla del dolor que la consume como una lanza ardiente y confiesa que no puede concentrarse en nada, solo en la idea de que pronto se encuentre una solución a este mal que nos afecta a todos.

Luego se pregunta qué forma tomará la esperada solución.

Luego la cantante, ya de pie, muestra a la cámara una pequeña escultura de un cuerpo hecho un ovillo, y dice que así es como se siente cada día, cómo se baña, duerme y hace ejercicio. Termina el vídeo rompiendo de un tirón la hoja de su máquina de escribir, admitiendo que la intolerancia le ha ganado la partida.

Su donación de un millón de dólares para la investigación

Días atrás, Madonna ya se había manifestado impactada por el avance del coronavirus en el mundo. La artista, que reside desde hace años en Londres, comentó en ese momento su preocupación por los trabajadores, los más vulnerables, sus amigos y familia. Según pudo saberse, la cantante realizó una donación de un millón de dólares para la compra de materiales sanitarios imprescindibles para la lucha contra el coronavirus.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!