Kiko Matamoros se ha convertido en el colaborador estrella de Mediaset durante los últimos días. Si este fin de semana el programa “Viva la vida” decidía hacer un monográfico sobre la carrera profesional de Kiko y su vida personal (además de remarcar el importante papel que tuvo Carmina Ordóñez en su vida), también ha tenido lugar un hecho extraño: Kiko habla emocionado y orgulloso de su joven novia, Marta López, que ha decidido hablar de una enfermedad que sufrió en la adolescencia: la anorexia.

Durante la enfermedad, Marta llegó a pesar tan solo 39 kilos

El colaborador no suele hablar de su pareja (por petición de Marta que, en más de una ocasión, ha asegurado que no quiere pertenecer al mundo de la prensa rosa) pero no ha podido evitar mostrarse muy orgulloso del paso que ha dado su novia al publicar un vídeo en Instagram en el que habla de esta dura etapa en la que llegó a pesar, tan solo, 39 kilos de peso.

Marta López, sin duda, ha logrado que la gente cambie su imagen sobre la joven al hablar, sin ningún tipo de filtro y con mucha naturalidad, sobre un problema que marcó la etapa más difícil de su corta vida, la joven solo tiene 23 años: la anorexia nerviosa.

De los 13 a los 17 años de edad la joven sufrió anorexia nerviosa y ha confesado la pesadilla que vivió

La modelo y novia del colaborador de Mediaset ha decidido aprovechar el confinamiento para explicar una serie de cosas y callar la boca a todos aquellos que la critican en las redes sociales por su físico. Ha querido dejar claro que desde que es pequeña su constitución es la de una chica atlética y delgada. Pero, cuando cumplió los 13 años de edad cayó en un pozo en el que estuvo hasta los 17 y del que salió muy fortalecida.

Cuando empezó la pesadilla, la joven pesaba 49 kilos y medía 173 cm. Pero, empezó a obsesionarse con las calorías que consumía y con el deporte. Además, coincidió con un problema que vivió en Granada con un grupo de chicas a las que consideraba amigas. No logró adaptarse bien a esta nueva etapa y sufrió muchas inseguridades que le provocaron la enfermedad.

En cuatro años, la joven llegó a perder diez kilos y poner su vida en riesgo por culpa de la enfermedad.

Kiko Matamoros ha querido tener un gesto con su chica y no ha dudado en aplaudir su valentía a la hora de explicar en las redes sociales este problema tan grave y que sufren tantas chicas y chicos jóvenes.

Kiko reconoce que su novia tuvo problemas muy importantes durante cinco años con la enfermedad. Puso en riesgo su salud y también la estabilidad emocional de su madre y de su hermana, además de la suya personal. Es un tema que a Marta, personalmente, no le avergüenza en ningún momento reconocer ya que ha sido parte de su parte de su vida y gracias a ello ha salido más fuerte y madura.

El colaborador ha dejado claro que está muy enamorado de su novia, de su personalidad, de la fortaleza mental que tiene. Y, ante las posibles críticas, ha explicado que Marta decidió dar este paso por la cantidad de mensajes de chicas jóvenes que le preguntan por este tema.

Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Sálvame
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!