La vida de Meghan Markle no para de cambiar y de dar giros inesperados; si hace unos pocos años la joven actriz veía como su vida cambiaba radicalmente gracias a su compromiso con el príncipe Harry de Inglaterra, ahora, la actriz ha abandonado la Casa Real británica y ha iniciado una nueva etapa profesional en Disney.

La noticia se ha confirmado mientras su marido, Harry, sigue trabajando con su familia para trazar un plan para que su abandono de la Casa Real sea de manera ordenada y sin grandes daños colaterales. Meghan ya habría firmado, mientras tanto, un contrato con la todopoderosa Disney, un hecho que nadie se esperaba.

Meghan ya está viviendo en Canadá con Archie mientras Harry intenta arreglar esta situación

Sin duda, los planes que tenían en la cabeza, tanto Harry como Meghan Markle, tras tomar la decisión de abandonar la vida pública y dejar de ser “miembros senior” dentro de la histórica Familia Real de Gran Bretaña continúan como estaba pensado.

Harry sigue en medio del foco mediático, ya que sigue en Reino Unido y se está reuniendo con sus familiares para organizar la salida de la pareja. Pero, su mujer ya ha se ha marchado, hace varios días, a tierras canadienses para estar con el hijo de ambos, Archie, y empezar con un nuevo trabajo muy lejos de las obligaciones propias de formar parte de la corona británica.

Otra vez Meghan ha vuelto a romper el protocolo instaurado en la Casa Real y deja claro que la ex-actriz va a pasar a la historia de la Familia Real por ser la persona que más veces ha roto el protocolo en menos tiempo.

La casa real no permite que sus miembros obtengan ingresos por trabajar

Según ha publicado “The Times”, la que fuera una de las protagonistas de la serie “Suits”, ya habría firmado un acuerdo profesional con la todopoderosa Disney lo que significaría que regresa al mundo de la interpretación, y volverá a la industria de Hollywood, donde empezó a dar sus primeros pasos antes de iniciar un noviazgo con Harry que acabó en boda y la convirtió en la actual duquesa de Sussex.

Sobre el mencionado contrato no hay datos claros, solo se sabe que Meghan se encargaría de poner la voz a una nueva producción y que se realizará una donación a la ONG medioambiental, “Elephants Without Borders”, una organización totalmente benéfica que lucha por la conservación de los recursos naturales y de la vida en la naturaleza, una de las grandes pasiones que tienen en común tanto Harry como la propia Meghan.

La prensa británica no ha tardado en acusar a la pareja de haber jugado y Meghan habría firmado el contrato antes de anunciar su retirada de la Familia Real, algo que no ha gustado absolutamente nada en el Palacio de Buckingham.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Casa Real
Seguir
Sigue la página Sálvame
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!