No corren buenos tiempos para Belén Esteban. Tras la controversia generada por su boda con Miguel Marcos y el aluvión de críticas que recibió, incluso de sus propios invitados, se le une ahora una inesperada traición por parte de una de las personas que más podría querer. Un secreto familiar ha visto la luz de la manera más inesperada en unas declaraciones hechas en sede judicial que se ha hecho pública el día 9 de julio.

Un verano lleno de polémicas

Parece que 2019 no está siendo el año de Belén Esteban, a pesar de la ilusión que mostraba por su boda, las polémicas alrededor del evento no han dejado de sucederse. Críticas de todos los medios, de sus propios compañeros de Sálvame y Telecinco y de los propios invitados a su boda han propiciado que la ex de Jesulín no haya empezado el verano contenta.

El estilismo de sus invitados, la extrema seguridad que provocó incomodidad, la desaparición del novio en la exclusiva que vendió a la revista ¡Hola!, o la no invitación a muchos de sus compañeros son solo algunos de los temas a los que la rubia tuvo que enfrentarse.

Además, el discurso de su hija en la boda contra su propio padre también fue objeto de controversia. Pero lo que no esperaba la princesa del pueblo es que la siguiente traición no iba a venir por parte de su amiga Mila Ximénez o el paparazzi Diego Arrabal, quien cubrió la boda desde una grúa, sino de su propio hermano.

Juicio por injurias y calumnias

Belén Esteban tenía un juicio el dia 27 de junio de 2019 contra un colaborador del medio "Don Diario" por unas declaraciones en la revista "Pronto" relativas a unas presuntas actividades delictivas de su padre ("Al padre de Belén Esteban lo echaron del trabajo por ladrón") así como una supuesta vida paralela al matrimonio con su madre que le habría llevado a tener descendencia ("Belén Esteban tiene una hermana fruto de una relación de D.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Telecinco Sálvame

Francisco Esteban de Diego con una camarera del barrio"). Esta hipotética aparición de una hermana secreta encendió las iras de la colaboradora de Sálvame que no dudó en llevarlo todo por cauces legales.

Una inesperada confesión

Belén Esteban y su hermano Francisco se sentaban el 27 de junio en sala judicial en Arganda del Rey para responder preguntas siguiendo el procedimiento de rutina habitual. Sin embargo, poco esperaba la ganadora de Gran Hermano VIP lo que saldría por boca de su propio hermano.

Ante la pregunta del juez sobre si su padre les había abandonado durante varios años, el propio Francisco afirmo que sí, casi sin querer. La integridad del juicio ha sido publicada por el medio Don Diario y de seguro no tardará en recibir respuesta de la colaboradora de Sálvame, quien sumando todas estas polémicas, se ha mostrado triste y preocupada por el estado de salud de su madre operada de cataratas.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más