Publicidad
Publicidad

"Zero gravity" será el tema que representará el país oceánico en la próxima edición del certamen. Kate Miller con el tema "Zero Gravity" volará a Tel Aviv, donde defenderá los colores del país oceánico el próximo mes de mayo en el Festival de Eurovisión.

La gala, su primera final nacional para el certamen, fue retransmitida por la cadena pública televisiva australiana, SBS, y presentada por el cómico Joel Creasey y por la locutora Myf Warhust, contó con la presencia Dami Im que propuso "Sound of silence" (El sonido del silencio), tema con el cual obtuvo la medalla de plata en el 2016, en la edición celebrada en Estocolmo.

La gala se celebró en Gold Coast

La primera en subirse en el escenario de Gold Coast fue Ella Hooper que ofreció un tema rock de toque ochentero y que lleva por titulo "Data Dust" (Polvo de datos); después del rock, llegó el momento de la Música electrónica a cargo de los Electric Fields con la pegadiza canción "2000 and whatever" (2000 y lo que sea).

Publicidad

El tercer candidato en exhibirse fue Mark Vincent que nos propuso una balada operística titulada, " This is no the end" (Este no es el final); tras el bel canto, llegó el turno del ídolo de las adolescentes de la tierra de los canguros, Ayden, que cantó "Dust" (polvo), una balada de tinte r&b.

Courtney Act, famosa drag queen y ex-concursante del reality, "RuPaul's drag race", es la quinta concursante y va acompañada por unos bailarines y enfundada en un traje de chaqueta de caucho rojo; enciende el escenario cantando una pieza de los más eurovisiva y que lleva por título "Fight for love" (Lucha por el amor).

Después del huracán Courtney, vino la calma a cargo de Leea Nanos que nos ofreció una discreta actuación de su tema, "Set me free" (Libérame).

Publicidad

Sheppard, grupo de música indie conocidos a nivel mundial por la canción "Geronimo", hit del verano 2015, nos propuso un tema con un estribillo pegadizo, "On my way" (En camino); Alfie Arcuri fue el octavo candidato en actuar, logrando emocionar a la audiencia que se encontraba presente, con la balada autobiográfica, "To myself" (A mi mismo).

Kate Miller nos trajo un tema de ópera pop con una imponente puesta en escena, "Zero gravity", (Gravedad cero); Tania Doko fue la última en actuar y lo hace, acompañada por unos bailes, con la pieza pop, "Piece of me" (Un pedazo de mi).

Un tema que ha puesto de acuerdo al público y al jurado

Tras las actuaciones de Demi Im y del actor Hans Boy Berlín que ha recorrido, de forma irónica, la historia reciente del Festival, llegó el momento de las votaciones que, a diferencia de otras preselecciones nacionales, la decisión final dependerá de la suma de un sistema mixto de votos de jurado y televoto.

Publicidad

El jurado ha así votado: Zero Gravity 48; 2000 and whatever 44; On my way 41; Dust 38; To my self 35; Fight for love 26; This is not the end 19; Piece of me 17; Data Dust 12 y Set me free 10.

La audiencia, en cambio, votó de la siguiente manera: Zero Gravity 87; 2000 and whatever 70; On my way 45; Fight for love 26; To my self 14; Set me free 11; Dust 10; Data dust 6 y Piece of me 6. Con lo cual el ranking final así ha quedado: Zero Gravity 135; 2000 and whatever 114 y On my way 86.

Un tema in crescendo

Enfundada en un traje armazón que recuerda a los utilizados por la representante de Moldova del 2013 o la de Estonia del año pasado y acompañada por una bailarina que danza en el aire, el tema ganador se trata de una pieza que va in crescendo. Empieza como si fuera un clásico tema discotequero, sorprendiendo a todos, cuando, de repente, la canción cambia registro y se convierte en una pieza propia del bel canto. Original.

Kate Miller-Heidke nació el 16 de noviembre en Brisbane, Australia; comenzó a dar sus primeros pasos en la música a principio de siglo.

En el 2008 alcanzó el éxito con el sencillo "The last day on the Earth" (El último día en la tierra) que llegó a ser numero tres en la lista de los temas más vendidos en el país de los koalas. En el 2015 hizo su debut en el mundo de la interpretación, formando parte del reparto de la miniserie emitida por la cadena australiana ABC, "The divorcie" (El divorcio).

La artista se convertirá en la quinta representante australiana en el certamen de la canción europea y sucede a Jessica Mauboy que, en Lisboa, el año pasado, quedó en la vigésima posición en la gran final con el tema "We got love" (Tenemos el amor).