Ucrania, ganadora del Festival de Eurovisión en el 2004 y en el 2016, no participará en el certamen de este año que tendrá lugar en la ciudad israelí de Tel Aviv, del 14 al 18 de mayo.

Todos los concursantes de su preselección han rechazado ir

El pasado sábado la artista de ascendencia rusa, MARUV, ganó el "Vidbir 2019", la preselección ucraniana, convirtiéndola en la representante de la ex-república soviética en el certamen eurovisivo.

La cantante decidió renunciar a participar en la quermés europea, porque el ente público ucraniano, UA:PBC, impuso unas cláusulas en el contrato de participación y que incluían, entre otras, la absoluta prohibición de dar conciertos o giras en Rusia, considerado un "estado opresor" por el gobierno de Kiev.

Anuncios
Anuncios

En solidaridad con la artista, ni las segundas clasificadas, el grupo vocal femenino de las Freedom Jazz, ni Kazka ni tampoco Brunette Shoot Blondes, grupos que llegaron ,respectivamente, en tercera y en cuarta posición, representarán al país bañado por el Mar Negro en la cita musical europea.

La razón: las pésimas relaciones entre Rusia y Ucrania

Rusia y Ucrania son dos países culturalmente cercanos, pero políticamente divididos desde que el gobierno de Moscú anexionó la península de Crimea- anteriormente territorio ucraniano- en el 2014 y que ha acabado en un conflicto armado entre las tropas del gobierno de Kiev y un ejército compuesto, por la mayoría de mercenarios pagados por el gobierno de Putin y que ha costado la vida a más de 13.000 personas, desde que ocurrió la adhesión de dicha península a la Federación Rusa.

La disputa llegó incluso a afectar al Festival de Eurovisión: en 2015, el país de la central nuclear de Chernobyl se retiró de la competición a causa de la guerra para volver en 2016, en la edición que tuvo lugar en Estocolmo, cuando hizo enfurecer a la "Madre Rusia", enviando la balada cantada por la artista de origen tártaro, Jamila, "1944", en la cual habla de la deportación de la población tártara por parte del gobierno comunista presidido por Josip Stalin, consiguiendo la victoria en el certamen de la canción europea.

Anuncios

En 2017 en la edición que se celebró en la capital ucraniana, Kiev, Rusia no compitió debido a que el gobierno presidido por Petro Oleksiyovych Poroshenko, denegó el visado a su representante, la cantante minusválida Julia Samoylova, culpable de haber dado una gira por la recién anexionada península.

Haz clic para leer más