Publicidad
Publicidad

El pasado jueves 23 de enero se celebró en Madrid el desfile de la Fashion Week en Madrid, donde numerosos diseñadores mostraron al público sus nuevas creaciones. En ese mismo día, el diseñador Eduardo Navarrete, conocido por salir en el programa Maestros de la costura de Televisión Española, contó con la ayuda de algunos modelos de excepción. Agoney, exconcursante de Operación Triunfo 2017, fue uno de los elegidos para el desfile. El cantante llevaba un atuendo que hacía referencia a las tribus de los Masai, y también llevaba el pelo de color blanco, cosa que al público le llamó mucho la atención.

Otra modelo conocida fue Luna García, hija de la actriz Rossy de Palma, que llevó puesto un vestido en camel de la colección Ukomavu.

Publicidad

Luna confesó en sus redes sociales que seguía sin asimilar la experiencia de haber desfilado en uno de los eventos más populares del país y que lo vivió con muchísima intensidad.

Entre otros proyectos, le propusieron dar las campanadas, pero lo cancelaron

El sexto finalista de OT 2017 fue uno de los elegidos para dar las campanadas con el grupo Mediaset en las Islas Canarias. Y no solo fue Agoney, sino que también una de las elegidas fue la cantante Ana Guerra. Aunque la propia cantante canaria lo tuvo que desmentir todo en sus redes sociales porque tan solo fue un rumor.

Agoney contó por su cuenta de Instagram, a través de un directo en vivo, que él iba a dar las campanadas.

Publicidad

Toda esta conversación la tuvo con la actriz Ana Milán, y él le confesó que al final no quisieron, porque se lo propusieron y a última hora lo cancelaron. La actriz le contestó que no perdiera la esperanza para poder presentarlas el año que viene.

Su primer single “Quizás” fue todo un éxito

A finales de verano, el extriunfito canario presentó su primer single llamado 'Quizás'. Es un tema con un ritmo muy marcado, pegadizo y con un sonido moderno que recuerda a producciones de cantantes internacionales como Justin Bieber o Maroon 5. El single recibió muchísimo apoyo tanto por parte de sus fans como por parte de sus excompañeros de la edición, quiénes le han dedicado unas bonitas palabras en Twitter.

Publicidad

Fue número 1 en ventas de iTunes y el videoclip alcanzó 300.000 visualizaciones en tan solo 12 horas.

Aunque no todos los comentarios fueron de elogio y cariño, ya que cabe destacar que hubo comentarios acusándole de plagio. El cantante Borque denunció a través de sus perfiles sociales que la estética utilizada en el vídeoclip es muy parecida a la que él mismo usó en su canción Obsex.