Publicidad
Publicidad

No cabe duda de que la noticia del robo en casa de Kiko Hernández supuso una gran sorpresa tanto para el público de "Sálvame" como para sus propios compañeros. Añadido al desagradable suceso, entre las cosas robadas se encuentran documentos audiovisuales que el propio Kiko custodiaba en secreto [VIDEO]. Este tipo de material podría tener que ver con gente famosa del show business y la Televisión, por lo que el propio colaborador quiso dejar claro al resto de medios de comunicación que no compraran ese material, pues era robado.

Ahora, el exconcursante de "Gran Hermano" da una entrevista para la revista en la que trabaja donde enseña el inmueble y da más detalles sobre el hurto.

Kiko no vivía allí

La casa de Kiko Hernández que fue asaltada por los ladrones no era su residencia habitual, pero sí lo fue durante muchos años.

Advertisement

"Villa Chatín" era la residencia que los espectadores conocían porque el propio colaborador se encargó de enseñarla en programas como "A tu lado" o "Sálvame". El madrileño compró unos terrenos contiguos a esa casa donde se encontraba otra vivienda de tres plantas.

No obstante, adquirió una nueva vivienda, que es donde actualmente vive a raíz del nacimiento de sus hijas. "Villa Chatín" permanece como vivienda alquilada, mientras que la vivienda contigua era el fortín de un gran número de vídeos, audios y documentos que Hernández guardaba en ese inmueble [VIDEO].

Un robo muy extraño

El proceso por el que se llevó a cabo el robo en casa de Kiko Hernández no saca mucho de dudas y añade aún más misterio y extrañeza al suceso. Para entrar en la vivienda, los asaltantes arrancaron una verja muy pesada destrozando parte del inmueble.

Advertisement

Según la Policía, hubiera sido mucho más fácil romper la puerta o utilizar otro acceso. Igualmente, el número estimado de ladrones se encuentra entre dos y tres, según las mismas fuentes.

La Policía también señala cómo se han dejado objetos de gran valor mientras han escogido material específico relacionado con vídeos, audios y documentos que el propio colaborador de "Sálvame" ha relacionado con el mundo del corazón [VIDEO]. Por tanto, las personas que accedieron conocían donde estaban las cosas. Además, el madrileño explica en la entrevista que reparar todo le puede costar entre 20.000 y 30.000 euros.

Pipi Estrada entra en la polémica

Pipi Estrada, concursante de realities [VIDEO], periodista deportivo y colaborador de televisión, no ha querido dejar pasar la oportunidad para hablar sobre el tema. El ex de Terelu ha pedido a la Policía por redes sociales que investigue bien el suceso pues se podrían llevar una gran sorpresa. Es bastante conocida la enemistad de Pipi con todo lo que huela a "Sálvame", por lo que no sorprende su incredulidad ante el suceso.

Sin duda, el robo en casa de Kiko Hernández añadirá contenido al programa donde trabaja en estos días y atraerá a la audiencia por lo misterioso y extraño de las circunstancias.