Este fin de semana, el estudio de 'Sábado Deluxe' [VIDEO] ha vivido una de las entrevistas más duras que se recuerdan desde que el formato de La Fábrica de la Tele aterrizó en Telecinco. Las protagonistas de tan tenso encuentro fueron la modelo María Jesús Ruiz y su fiel escudera, su madre. Ambas acabaron llorando en pleno directo y Juani Garzón llegó a suplicar a su hija que no volviera nunca más a un plató.

Un agrio enfrentamiento con Lydia Lozano fue la causa de que la progenitora de la ex Miss España se rompiera y pidiera entre lágrimas a María Jesús que deje de aparecer en medios televisivos.

Ruiz amenazó con demandar a la periodista y esta, lejos de amilanarse, se puso a bailar su famoso ‘chuminero’.

La hija de Gil Silgado entra en directo

Para colmo de males, Anabel, hija de Gil Silgado, ex pareja de la que fuera concursante de 'Supervivientes', entró en directo en el programa, que en esta ocasión presentaba María Patiño.

La joven aseguró que su padre ingresaba a menudo "un mínimo de 3.000 euros" en la cuenta de María Jesús.

Esta, completamente quebrada, la acusó de "decir barbaridades" y de hablar de ella "porque yo la hago grande".

Desde luego, la noche no fue fácil ni para Ruiz ni para su madre. Pero fue Lydia Lozano la principal culpable de que su paso por el 'Deluxe' [VIDEO] terminara en llanto.

Lydia Lozano saca los fantasmas del pasado

La colaboradora sacó a relucir los rumores de tongo que siempre han planeado sobre el título de Miss España que María Jesús ganó en 2004. Lozano, ante la negativa de madre e hija, dejó entrever que la de Andújar se acostó con el jefe de prensa del certamen para obtener la corona.

"Lo vas a tener que demostrar en un juzgado", le espetó una María Jesús Ruiz visiblemente dolida.

Mientras, Juani desmintió que la familia hubiera vendido "una finca de 14 millones" para comprar el título de belleza, como insinuó la tertuliana. Fue en ese momento cuando rompió a llorar.

Pero lo que provocó las lágrimas de ambas fue la irrespetuosa actitud de la periodista. Las dos intentaban defender su verdad ante una Lydia Lozano [VIDEO] que se tomaba la situación a cachondeo, reía a carcajadas y bailaba reguetón.

María Jesús también negó que supiera que otro de sus ex, Fernando, salía con ella mientras tenía una novia embarazada, una información de los colaboradores de 'Sábado Deluxe' que hizo que la jiennense y su madre terminaran de romperse.

'Tú te tienes que retirar de esto'

Desolada, Juani Garzón, a punto de levantarse de la silla y abandonar el plató, se preguntó en voz alta qué pretendían Lydia y sus compañeros hacer con su hija. "¿La queréis lapidar?", gritó.

En lugar de marcharse, la mujer decidió quedarse a pasar el disgusto junto a su hija y aconsejarle que no volviera a poner un pie en un plató. "Tú te tienes que retirar de esto", le rogó amargamente.