La periodista Cristina Fallarás no gana para polémicas en sus apariciones televisivas. La escritora, conocida por su defensa a las víctimas del franquismo y por no tener pelos en la lengua, ha vuelto a ser la protagonista de un encontronazo en el recién estrenado programa de Sonsoles Ónega, 'Ya es mediodía'. Si hace tan sólo dos días, Fallarás era tildada de "psicópata" y "peligrosa" por la líder [VIDEO] de 'Movimiento por España', Pilar Gutiérrez, en una conexión en directo, ahora, la polémica ha venido por parte de Agustín Martínez, el abogado de 'La Manada [VIDEO]'.

El abogado de 'La Manada' argumenta que es un hurto menor

Mientras el espacio televisivo 'Ya es mediodía' abordaba el robo de uno de los jóvenes de 'La Manada', Ángel Boza, quien ha vuelto a prisión después de robar unas gafas de sol en El Corte Inglés de Sevilla y más tarde se diera a la fuga atropellando a dos vigilantes de seguridad del centro comercial.

El programa mostró las imágenes del joven sevillano robando, sin embargo, su abogado lo excusaba argumentando que su cliente había cometido un hurto menor, a lo que Fallarás respondía en tono irónico: "pues robemos todos".

La tensa discusión entre Fallarás y Agustín Martínez en 'Ya es mediodía'

La periodista se enzarzaba en una tensa discusión con el abogado, que intentaba disculpar el robo del joven argumentando que "de esos hay 60.000". Fue entonces cuando Fallarás subrayaba que Boza ni ninguno de 'La Manada' jamás tendrían que haber salido de prisión. El letrado seguía defendiendo que únicamente se trataba del robo de unas gafas, sin embargo, Fallarás no dudó en reprocharle que no sólo había robado unas gafas, pues también había abusado de una muchacha con cuatro tipos más sin ni siquiera mostrar arrepentimiento por ello.

Llama miserable y deleznable al letrado por comparar un robo por necesidad y otro de unas gafas

La tensión en la conversación aumentaba por momentos cuando Agustín Martínez tildaba a la periodista de dictar sentencia antes de tiempo sin importar el contenido que sea. Eso sí, el peor momento vivido durante la conexión en directo llegaba cuando el letrado le recordaba un vídeo en el que "la señora Fallarás reconocía que había hecho una sustracción en una tienda". Ante la inexplicable comparación de robar por necesidad y robar unas gafas de sol tras abusar sexualmente de una joven, Cristina Fallarás tildaba al abogado de "deleznable y miserable".

La periodista no dudó en argumentar que fue una época en la que la desahuciaron de su casa y sus hijos pasaban hambre, afirmando que lo haría cada vez que se sintiera en esa necesidad como madre, pero era algo incomparable con robar unas gafas de sol.