Ha pasado una semana cuando nuestros representantes, la pareja formada por los “ex-triunfitos [VIDEO]” Amaia Romero y Alfred García, subieron al escenario del Altice Arena para defender los colores patrios en el certamen de Eurovisión; tras la actuación y el decepcionante puesto conseguido - cuartos empezando por la cola - , el dúo hizo unas declaraciones que, a continuación, os contamos.

Una sonrisa que ocultaba su decepción

Arropados por la jefa de prensa, Alicia León, y por la jefe de delegación, Ana María Bordás, nuestros representantes bajaron las escaleras que llevan al centro de prensa con una sonrisa que, a dura penas, podía esconder la decepción que se se podía leer en sus ojos.

Tras los aplausos recibidos por parte de la prensa nacional, Amaia quiso manifestar su cansancio y lo hizo bostezando abiertamente. Por su parte, Alfred hizo amagos de escaparse de este trance para evitar contestar a las preguntas de los reporteros. Después de este lamentable “teatrillo”, por fin, se abrió la ronda de preguntas.

El puesto has sido una mierda, pero da igual

Preguntados sobre si estaban contentos por la vigésima tercera posición conseguida, Amaia contestó que el puesto alcanzado ha sido una mierda ," pero no pasa nada" . Alfred, de acuerdo con lo que había dicho su pareja en la vida personal y profesional , añadió que a ellos les daba igual la posición en que finalmente quedaron. Tras la contestación del catalán, la navarra siguió contándonos que estaba muy satisfecha con la actuación y que tenían asumido de que iban a quedar en la parte baja de la tabla, porque era muy difícil conseguir un puesto más alto.

Y, en relación a la victoria conseguida por Netta [VIDEO]’, la representante de Israel, en el festival eurovisivo, Amaia afirmó que le ha parecido “súper guay” pero que no era de sus favoritas, mientras que Alfred, casi en tono de mofa, felicitó al país de Oriente Medio por el triunfo; preguntado de nuevo por la prensa sobre si realmente le gustaba el tema israelí, el joven contestó que el no se ha fijado en las otras canciones, centrándose únicamente en la suya.

Reino Unido, la preferida de Amaia

Preguntados sobre su actuación favorita, lAmaia nos reveló que no ha podido ver mucho debido a la distancia que separaba el escenario de la green room y que, a pesar de tener unas pantallitas para seguir el festival, no consiguieron ver nada por el hecho de que todos los que estaban presentes en la room estaban de pie; sin embargo, se queda con la valiente actuación de la representante de Reino Unido, Sure, que, a pesar del desagradable episodio en que un espontáneo intentó arrancarle el micrófono, ha seguido cantando y que no ha querido repetir la actuación para no dar el gusto a la persona causante del incidente..

Recibieron el apoyo de sus compañeros

Sobre si habían ya visto a su compañera de academia, Aitana, que estaba ahí para apoyarles, los “triunfitos” eurovisivos manifestaron que todavía no la habían podido ver , añadiendo que , habían recibido mensajes de apoyo de muchos artistas españoles desde Manel Navarro - que nos representó el año pasado en el mismo festival- hasta Alejandro Sanz, afirmando sentirse muy orgullosos por el apoyo recibido por parte de estos grandes del mundo musical español. Preguntados sobre los que les ha dicho la directora de la academia, Noemí Galera, el joven dúo eurovisivo esquivó la cuestión, señalando que se lo habían pasado bien con ella y con Manu Guix, uno de los profesores del talent musical.

Alfred de fiesta, ella quería irse a dormir

La rueda de prensa estaba próxima a finalizar, cuando les preguntaron que iban a hacer después del evento eurovisivo : Amaia joven contestó que él se quería ir de fiesta mientras que élla tenía sueño y se quería ir a dormir, pero, según manifestó el propio Alfred, que retomó la palabra, harían “algo a medias”. Y, sobre su futuro más inmediato, tanto el catalán como la navarra dijeron que en seguida se pondrían a trabajar en sus respectivos trabajos discográficos y en los arreglos de la próxima gira de “OT”.

Eurovisión es bastante postureo

La entrevista acabó con Amaia diciendo que el festival es bastante “postureo” y que le parecía un poco como “Los juegos del hambre”, pero que tenía también cosas guay y que no repetiría aludiendo al hecho de que ya ha participado una vez. Tras esta última declaración, los dos despidieron de la prensa con un beso.