No es nuevo: en televisión no hay paciencia. Lo único que mantiene, hace y deshace a su antojo en la pequeña pantalla es el informe diario con los datos objetivos e indiscutibles que hablan de las audiencias [VIDEO]. Estos, fríos como una heladera, no entienden ni de sentimientos ni de nada cuando no son favorables.

Si nos atenemos a estos a nivel nacional, donde Mediaset España ha venido liderando prácticamente sin una gran oposición en el último lustro, los datos son de lo más alarmantes. Y es que el pasado año se cerraba con una ventaja mínima sobre el gran grupo de la competencia, A 3 Media, quien después de arrebatarles algunas franjas horarias tan importantes como la del prime-time de la noche de los viernes, se acercaba a marchas forzadas.

Telecinco podría dar un giro a su programación

Tanto era así que, ya en 2018, había alguna semana en la que Antena 3 superaba también a la cadena de Fuencarral en el horario de Sálvame. Situación que no había ocurrido en los nueve años previos de emisión y que hacía saltar todas las alarmas. Algo a lo que no eran ajenos todos y cada uno de los colaboradores del programa más rosa de la televisión patria.

En este sentido, si bien los últimos datos de audiencia hablan de un repunte respeto a los peores históricos, la tendencia sigue indicando que, en comparación con hace dos, tres y cuatro años, Sálvame ha ido perdiendo fuelle. El factor sorpresa parece perdido y las vidas de los colaboradores, con excepciones, parecen sabidas y resabidas por su audiencia.

De hecho, Mila Ximénez, de quien se viene diciendo podría haber comunicado ya a sus jefes que deja ya de formar parte de los colaboradores habituales del programa de la sobremesa de la quinta cadena de la TDT, dejaba caer lo que en los pasillos de Telecinco podría ser ya un secreto a voces: "Nos queda un año más".

Sálvame podría cerrar en meses

Palabras que hacía públicas en el propio programa de corazón y que hacían arder las redes sociales al pensar muchos que no se trataba precisamente de una corazonada, sino que esta tenía indicios más que suficientes tras nueve años de programa de que la idea de sus jefes es la de cambiar el actual espacio de corazón por otro con un perfil más "blanco". [VIDEO]

Sobre este asunto, nuestros compañeros de Periodista Digital, que se hacían eco de la posibilidad de que Sálvame eche el cierre en doce meses apostillaban: "Si de verdad quieren continuar, los directivos de 'Sálvame' deberían dar un nuevo giro al programa". Pues eso.