Cuando parecía que ya lo habíamos visto y oído todo en Sálvame parece que no. Que ni mucho menos. Y es que en el último show [VIDEO]esperpéntico protagonizado por los tertulianos más asilvestrados de la parrilla televisiva patria éramos testigos de la última barbaridad proferida en antena que, cómo no, está dejando ya todo tipo de reacciones en las redes sociales.

Hablamos, cómo no, del rifirrafe protagonizado por dos de los tertulianos menos habituales del programa de corazón decano de la televisión española como son Rafa Mora y Alonso Caparrós. Dos secundarios de lujo que, parece que conminados desde las altas instancias, de vez en cuando tienen que protagonizar algún sonoro careo que incendie las redes y obligue a posicionarse a la audiencia.

La última guerra de Sálvame

Solo así se entiende el gratuito ataque que el presentador le profería al que fuera tronista de Mujeres y Hombres y Viceversa reconvertido ahora en vocero y defensor de Kiko Rivera 'Paquirrín' en todos los medios y saraos a los que le invitan.

Y es que, en un momento dado, sacando la cara por el DJ e hijo de Isabel Pantoja, lograba sacar de sus casillas a su enemigo íntimo en el programa haciéndolo saltar como un resorte de la silla que trata de mantener a toda costa criticando duramente el estilo de vida de Paquirrín.

Algo que cueste de creer viniendo de quien viene y con el pasado que este mismo ha confesado le ha llevado al límite en varias ocasiones, y que acababa por revolver al ex tronista de MYHYV que no tardaba en ponerlo en su sitio conminándole a no seguir con las especulaciones que muchos están haciendo sobre el origen de los males de Kiko.

Tenso duelo: Alonso Caparrós frente a Rafa Mora

Fue entonces cuando la discusión entre ambos subió poco a poco de tono hasta el punto que apenas se les entendía desde casa sacando de sus casillas a un Alonso Caparrós que no dudó en dar donde más le duele al valenciano. Es decir, al pasado [VIDEO]que se ha venido comentando en las plataformas sociales de este y algún movimiento o conocido de la extrema derecha.

La acusación de Alonso, completamente fuera de sus casillas, no era baladí. Por no decir que era bastante grave como para que le tuvieran que tranquilizar y mandar arrepentirse a poco tiempo de proferirlo. Las palabras exactas que este soltó fueron las siguientes: "Eres un fascista. No me creo nada de lo de Kiko Rivera. No respetas mi opinión. ¡Fascista!". Más guerras en Sálvame.