Tras nueve años en los que prácticamente no ha cambiado nada, Telecinco, por fin, ha decidido tomar cartas en el asunto y ante los continuos descensos en los audímetros, iniciar una renovación [VIDEO] que parecía cantada y de la que ya les hablamos se barruntaba en la zona noble de Mediaset España desde hace algún tiempo.

Algo que, por ahora, arrancará con lo que se presume va a ser una suerte de casting para completar el conocido popularmente dentro de la jerga de este espacio como el eje del mal [VIDEO]. Así lo confirmaban sus dos máximos exponentes como lo son Kiko Hernández y Mila Ximénez.

Sálvame busca un tertuliano polémico

Y es que, tras las no pocas idas y venidas de rostros conocidos para trabajar durante algún tiempo como tertulianos en la quinta cadena de la TDT, y sabedores de la necesidad de seguir generando polémica de la manera más directa posible, el programa ha considerado necesaria la incorporación de un nuevo colaborador de corte agresivo y polémico con ganas de triunfar.

Si algo han dejado claro los componentes de este 'eje del mal' de Sálvame durante los últimos años es que, para estar en este selecto grupo, no se puede ser un 'bienqueda', no se puede sensibilizar con determinados temas que afecten a amigos o allegados, y que se tiene que ser de lo más ácido posible cuando algún invitado se siente a la silla cobrando para hablar de su intimidad.

Es por eso que, partiendo de esta base, esperan dar con el que todo hace prever será el próximo poseedor de esa silla que tanto tiempo anda el programa cubrir con potencia y que no consiguiera el pasado año con su otro 'reality' en busca del colaborador definitivo.

Casting para buscar un nuevo colaborador

Entonces cabe recordar, fue a través del lamentable reality 'Sálvame Snow Week' que supuso llevar a todos los candidatos a este hueco al pirineo oscense con la intención de ponerlos a prueba mientras la audiencia decidía quién de ellos era el candidato idóneo para conseguir un contrato indefinido con Sálvame que, finalmente, acabó tomando a las bravas Rafa Mora.

Un personaje, el ex de Mujeres y Hombres y Viceversa, que se ha revelado como poco interesante para una audiencia más necesitada de polémica, de ruidos y de líos gordos que afecten también a la vida privada de su nuevo tertuliano.

De ahí que conseguir un aspirante a la altura no sea nada sencillo. Sea como fuere, su búsqueda, que es también la que indica que algo tiene que cambiar en Sálvame a la voz de ya, ha comenzado.