A pesar de estar en la lejanía la colaboradora de Sálvame, María Lapiedra siempre estuvo al tanto de todo lo que se decía de su persona. Claro que todos tenían los ojos puestos en ella, pues se encontraba participando en Supervivientes.

Los colaboradores esperaban que su desenvolvimiento fuese sorprendente, pero defraudo a más de uno con su actitud y su abandono a Supervivientes. Sin embargo como toda mujer luchadora, aguerrida y enfrentada regresa al plató para hacer frente a sus compañeros.

Punzada sin lanza

María Lapiedra [VIDEO] dice sentirse muy bien, al estar de vuelta en el juego. Comenta que hay gente que no le gusta que este en el plató, por lo que está contenta de volver.

Aclara que una de las personas que no la quiere en Sálvame es Gema López, aunque no ha recibido comentarios respecto al asunto es su sentir.

Agrega que ellas no son amigas ni lo serán, pero eso la tiene sin cuidado pues no le importa la opinión de su compañera. La expresión de Gema era de sorpresa como si lo que dijese María nunca lo había pensado, pero es natural para cada ser humano diferir en opiniones.

A pesar de decir que está bien y contenta de volver, la expresión de su rostro dice lo contrario. Aún no sabemos lo que esconde María Lapiedra tras su regreso. De seguro esa cara triste tiene que ver con ese asunto, que dentro de poco de seguro será vislumbrado.

Lapiedra al descubierto

De acuerdo con informaciones de Mila Ximénez [VIDEO], la colaboradora no se encuentra para nada arrepentida de haber abandonado Supervivientes.

Mila le echa en cara prácticamente que sus gestos son puro teatro y que vive su vida a costa de cobrar por noticias.

Agrega que hay un contrato en una revista por una portada, es decir que cobrará por dar la primicia. Lo que no comentaron fue de que en si era o de quien era la noticia, Mila Ximénez asegura que María Lapiedra se burla del programa Sálvame y de los colaboradores.

Le sacan a relucir una información referida al cobro de una noticia, pero al parecer los colaboradores están equivocados ya que Lapiedra lo desmiente fuertemente. Y aun así Mila Ximénez continua restregando a María Lapiedra que ella todo lo que hace es vivir de las ventas en las portadas.

La polémica concluyó allí, pero siempre quedó la duda en el aire sobre si María Lapiedra de verdad vendió la noticia o no. Y sus compañeros de plató sobre todo Mila Ximénez por lo que se ve no cambiará de opinión con respecto a su compañera, esperemos que hagan las paces estas dos resuelvan sus diferencias.