Lo quieren fuera de “Sálvame” y si por ellas y por Gustavo fuera, de Telecinco; pero el pasado sábado quedó demostrado que con él no pueden, ni dialécticamente, ni en la audiencia que generan sus intervenciones y que es lo que le importa a la cadena.

Belén Esteban se defiende insultando

Fue el pasado sábado en el “Deluxe” cuando la de Paracuellos, que ya trató de poner contra las cuerdas a Carlos Lozano el jueves durante su sección del “Defensor de la audiencia” y salió trasquilada, porque ni tiene la capacidad dialéctica, ni por supuesto la agilidad mental para enfrentarse a un contrincante que domine “sujeto, verbo y predicado”, fue a por más.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Televisión

Durante el “Poli Deluxe", Belén Esteban no pudo contenerse al verse puesta en evidencia cuando Carlos les cantaba las verdades del banquero, [VIDEO] a ella y al resto de palmeros y le lanzo un sonoro: “¡Vete a la mierda Carlos!" Repitiéndolo por si no se había escuchado bien.

A continuación y puesta en pie se encaró con el director del programa: “Te lo dije, Miquel, te dije que iba a pasar esto. Sabes que se me enciende la mecha”. Carlos optó por no responder al insulto, con lo que de nuevo se vio quien es quien y eso es lo que la Esteban no soporta.

Le tocaba el turno a Mila Ximénez, [VIDEO]a la pregunta de si Carlos consideraba tener más dignidad que ella, a lo que Carlos contestó que no, Conchita (apodada la churrera, ya que ese era su oficio antes de ser poligrafista) dijo que mentía y ¡Se armó!

La colaboradora a grito pelado se puso en pie: “Yo no vengo a que nadie cuestione si tengo dignidad o no, así que ¡A la mierda todo!”.

Y abandonó el plató entre improperios.

El cínico speech de Mila Ximénez

La colaboradora ha tenido el fin de semana para preparar su venganza y no dudó en ponerla en práctica durante la tarde de ayer lunes. Lo que pudimos escuchar fue un ejercicio de cinismo y odio extremo que nos dejó anonadados.

Ella considera que fue indigno de su persona asistir al polígrafo de Lozano y al decirle Carlota Corredera (siempre nadando entre dos aguas y siempre quedando en evidencia) “Mira que hacía tiempo que no ibas a un Deluxe” ella aseguraba: “Y ya no voy a volver, está claro” (volverá como siempre, lo suyo es un recular perpetuo) y entraba en plató dispuesta a vengarse de la afrenta, pero sin Carlos delante para poder defenderse.

Mila tiene todo el derecho a sentirse ofendida, pero las perlas que le dedicó ayer a Carlos Lozano no la dignifican, si no todo lo contrario. No se puede decir lo que le dijo a un compañero y a un profesional del medio, simplemente porque afirme una verdad que no admite réplica: que en “Sálvame” despellejan sin piedad a todo bicho viviente.

Ella considera que: “Criticar a alguien por cansancio, porque trabaje, me parece una indignidad. Probablemente porque tú eres un vago, eres un flojo, y vienes aquí veinte minutos, fresquito, a darnos zascas a todos".

Eres como un pequeño sicario, que viene con mucha hambre mediática. Has estado en un desierto durante mucho tiempo. Creo que no tienes talento. Creo que eres un tipo inseguro, que tienes mucha vanidad y la vanidad es el recurso de la gente sin talento, que tienen que retroalimentarse ellos con su propio ego". ¿Y habla usted de 'ego' señora mía?

Y así siguió durante unos diez minutos en los que no paró de lanzar insultos y descalificaciones, demostrando una total falta de clase y coherencia, pero siendo aclamada, como no, por Belén Esteban y por Gustavo González.

El ataque interesado de Gustavo

Con su amante novia o lo que sea, ya en Honduras y deseoso de poner el foco sobre otro, el paparazzo arremetía también contra Carlos Lozano: “Acaba de llegar y no hace los deberes, no conoce el programa. Decir que 'Sálvame' despelleja a la gente significa no saber lo que es este programa”. ¿Cómo?

Ay, Gustavo que frágil memoria tienes, cuando hace pocos días acusabas al programa de lo mismo y amenazabas con abandonarlo. ¿Abandonar Sálvame? No puedes y lo sabes, demasiadas facturas y pensiones que pagar. Es comprensible que remes a favor de obra, pero unirte al coro de arpías plañideras en contra de un compañero dice mucho de cómo eres realmente.

Vamos a ver que contesta Carlos este jueves a estos ataques tan lejos de la más elemental educación, aunque no es probable que se rebaje al nivel de estos “maquilladores de muñecas” como dice Matamoros. El presentador parece ser más de: “Arrieros somos y en el camino nos encontraremos”.