Las redes sociales se están cebando con el modelo de trabajo de Ana Rosa Quintana en el Programa de AR. Después de la lamentable imagen que ofreció con el tratamiento informativo sobre el asesinato del pequeño Gabriel Cruz [VIDEO] a manos de la dominicana Ana Julia Quezada, ahora se ha centrado con la detención de Carles Puigdemont. Porque en efecto, no ha tenido mejor ocurrencia que mostrar en su espacio de Telecinco como es la prisión en la que está encarcelado el ex presidente del gobierno catalán. Hasta el punto de comentar que “así es por dentro la prisión de Neumünster en la que está encarcelado Puigdemont”. Con toda clase de detalles sobre el establecimiento penitenciario germano.

Se ha llegado a explicar y analizar con gran minuciosidad los servicios que tienen los presis para su higiene personal. Hasta el punto que ha llegado aún más lejos al ofrecer informaciones sin contrastar sobre las actividades que va a realizar el líder del proceso independentista catalán. Como por ejemplo, que durante su estancia realizará cursos de cocina, pintura o decoración. También que estará en disposición de realizar algunos deportes en la cárcel alemana. Todo ello con un contenido en la información totalmente sensacionalista y en la línea de los trabajos de Ana Rosa Quintana.

Así es la vida de Puigdemont en la cárcel alemana

Bajo esta presentación tan morbosa ha presentado así el programa de hoy a los telespectadores. Sin ningún recato para mostrar el lado más morboso que puede crear el internamiento del político separatista.

En donde cada uno de sus invitados trataba de ofrecer una información cada vez menos recatada e inspirada sin el más mínimo rigor periodístico.

No es de extrañar que a los pocos minutos de la emisión de este programa se hayan incendiado las redes sociales. Con comentarios como “que morbosos sois, como os gustaría ver la imagen de un cuchitril para escarmiento de Puigdemont. No sois periodistas, que hacéis. Sin incendiar a la sociedad”.

Puigdemont cena a la seis de la tarde

La reportera [VIDEO] del Programa de AR ha ido indicando en la conexión con Alemania a qué hora cena Puigdemont y cuál es su horario para irse a la cama para descansar unas horas. Todo ello muy surrealista y sin que en ningún momento haya primado lo que realmente es noticia. En función de los datos más estrambóticos de esta estancia tan especial en la prisión del norte de Alemania.

Por otra parte, han sido muchos los usuarios de las redes sociales que han comparado estos contenidos informáticos como más propios del programa del corazón Sálvame. Aunque sin la presencia de Belén Esteban.