Sin lugar a dudas el mundo de la televisión ha cambiado con el paso de los años. Durante la dictadura franquista pocos eran los programas [VIDEO] y el contenido que se podía disfrutar, un contenido que, por cierto, estaba vigilado por el Régimen y la Iglesia. Dicha situación hacia que los programas tan solo emitiesen aquello que la propia dictadura y la religión católica considerasen óptimo para salvaguardar sus intereses. Con el paso a la democracia todo cambió. Numerosas antenas privadas y públicas surgieron ofreciendo así un contenido plural en donde se podía disfrutar de toda clase de programas, ya fuesen de humor, política o, incluso, cotilleo.

La evolución de la televisión

¿Quien iba a imaginar hace 50 años que la televisión ofrecería programas en donde personas con diferentes ideales pudiesen debatir? ¿Quien iba a predecir que iban a existir programas en donde se ridiculizase e incluso se hiciese humor con figuras como la de Franco? Gracias a esa pluralidad ahora se pueden disfrutar de programas como "El Intermedio" un espacio [VIDEO] en donde se cuenta noticias desde un punto de vista humorístico y satírico. También se pueden disfrutar de programas como "La Sexta Noche" en donde tertulianos con diferentes ideas políticas, ya sean de izquierdas o derechas, debaten sobre la actualidad que afecta a todo el territorio nacional.

El programa de Bertín se hunde

Bertín Osborne es un personaje bastante conocido en España.

Recientemente ha recibido una noticia que, si bien no es del todo letal, si es cierto que podría dejarle hundido si Telecinco decidiese tomar cartas en el asunto. Desde hace unos años el cantante ha venido presentando su propio programa. Dicho espacio se llama "Mi casa es la tuya" y consiste en una serie de entrevistas realizadas a personajes interesantes (políticos, deportistas etc..) en su propia casa y desde un punto de vista bastante cercano. Así pues, Bertín invita a los entrevistados a su residencia y juntos mantienen una entrevista con toques amigables.

Recientemente ha recibido una noticia nada buena para los intereses de dicho programa, y es que la audiencia parece encajar cada vez peor el espacio que el cantante presenta. En los 22 programas emitidos esta temporada los resultados no podían ser peores: tiene 2,8 puntos menos que la media de la tercera temporada ( 16,1% de audiencia) y 5 puntos menos que la primera temporada ( 18,3%) Sin lugar a dudas si algo queda claro es que los resultados cosechados en "Mi casa es la tuya" no son nada favorables para los intereses de la cadena.