Para los rostros más conocidos y que llevan más tiempo dando la cara delante de las cámaras es algo normal. Los críticos se multiplican como champiñones en otoño y, muy especialmente, desde que se han venido extendiendo las redes sociales, donde cada palabra emitida es interpretada por tus detractores para hacerte el mayor daño posible.

Algo que estos ya saben que, de alguna manera, está incluido en el importante sueldo que reciben pero que, eso sí, no justifica para nada la cantidad de aberraciones que algunos les dedican pasando todos los límites del mal gusto, cuando no, directamente, de la legalidad.

Situación que parece estar viviendo como famosa [VIDEO] primeriza #Carlota Corredera, a quien algunos han venido calificando como "la nueva niña mimada" de Telecinco [VIDEO] tras su meteórico ascenso, pasando de detrás de las cámaras a presentar dos programas y empezar a aparecer en todos los saraos mediáticos y en las revistas de corazón sin tiempo para asimilarlo.

Tanto es así que, en su último acto de aparición público, en el que hacía repaso al que ha sido a nivel profesional, claramente, su mejor año, no podía sino acordarse de todos aquellos que han tratado de ponerle palos en las ruedas para evitar que pueda disfrutar de un gran momento personal como el que atraviesa.

Lo hacía sacando su peor cara, indicando al hablar de las críticas que “no puede quedarse con la opinión de gente que está amargada”, para agregar, torciendo el gesto, que no entiende cómo puede haber gente soltando bilis sin parar, simplemente, porque alguien haga o diga algo que no te gusta.

Sin duda, unas durísimas palabras hacia sus haters que, algunos, interpretaban iban dedicadas especialmente a la youtuber Soy una pringada, quien se ha erigido como el estandarte de todos aquellos que quieren atizar en las redes sociales a un fenómeno que consideran prefabricado y carente de talento.

Vídeos destacados del día

Corredera no se corta con sus haters

Sin embargo, al contrario de todo esto, Carlota asegura sentirse todo un "referente de moda y estilo", lo que espera poder seguir siendo muchos años, poniendo las vistas a corto plazo como es el año 2018 que está a punto de entrar a la vuelta de la esquina. El año que debe ser el de su confirmación.

Ambiciosa, Carlota Corredera le pide a este año que entra que le asiente y le traiga un nuevo proyecto televisivo que le permita brillar en todo su esplendor, además de anteponer a cualquier deseo profesional la salud propia y la de todos sus seres queridos. Sin eso, no hay nada. #Telecinco