En medio de los escándalos políticos en España y aquellos que están relacionados con el terrorismo, #Netflix es la última plataforma a la que se esperaría ver mezclada con este tipo de incidentes. Sin embargo, hoy las redes sociales han puesto el grito en el cielo, después de anunciarse el estreno de "El fin de ETA", un supuesto documental bajo la dirección de Justin Webster, con guion de José María Izquierdo y Luis Rodríguez Aizpeolea, que supuestamente contaría como la banda terrorista llegó a su fin con la intervención de Arnaldo Otegui; personaje conocido justamente por impulsar el terrorismo en el País Vasco.

Ahora, "Voces contra el terrorismo", una organización conformada por las víctimas y sus familiares, ha alzado la voz en contra de la empresa de contenidos audiovisuales, denunciando lo que consideran un indignante "caso de blanqueo para los terroristas".

José Alcaraz Martos, quien está al frente de esta iniciativa, ha llamado a las redes sociales a unirse a su protesta bajo el hashtag #BoicotNETFLIX. Su reacción, ha sido de indignación total al recordar como en 1987, perdió a su hermano y a sus dos sobrinas durante un ataque de ETA.

Él mismo ha compartido pantallazos de su suscripción cancelada y se encuentra impresionado por las múltiples respuestas que ha recibido a través de Internet.

"Quien blanquea a los asesinos de mi familia, no se merece mi dinero, ni el de una sociedad con dignidad", fue el contundente mensaje que Alcaraz Martos compartió por Twitter, y que junto con tantos otros, ha calado en buena parte de los usuarios españoles.

En opinión de muchos vascos, el documental pretende hacer pasar los testimonios de las víctimas afectadas por ETA como falsos, al suavizar su trasfondo.

Vídeos destacados del día

Como si esta situación no fuera suficiente, Netflix también está por estrenar una película de comedia dirigida por Borja Cobeaga, y que parodia a los mismos etarras. "Fe de erratas", seguirá de cerca a un grupo de terroristas que cómicamente, esperan instrucciones para llevar a cabo un atentado desde su minúsculo departamento, misma que parece nunca llegar.

"Me parece completamente humillante", declaró Alcaraz Martos, al enterarse del filme.

Hasta el momento, Netflix España no ha emitido ninguna respuesta ni reacción ante el boicot en línea. Se sabe que a pesar de la polémica, ninguna medida legal ha de ser procedente contra la empresa, fuera de la presión social.