Desde el inicio de esta pandemia muchas personas se han enfocado en buscar los mejores productos que los ayuden a mantenerse protegidos del Coronavirus y a sus seres queridos: desde los tipos de gel antibacterial, los productos de limpieza con mayor eficiencia y la mascarilla que sea más efectiva para evitar contagios.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció que ellos no aconsejaban a las personas en general, el uso de mascarillas con válvula para combatir el contagio de coronavirus y manifestaron a la población que la mejor opción para mantenerse protegidos es usar mascarillas sin válvula.

¿Por qué mascarilla sin válvula?

En la recientemente publicada guía de recomendaciones para evitar el contagio de COVID-19, la OMS indicó que el uso de las mascarillas de cobertura facial que posean algún tipo de válvulas o filtros removibles, las cuales son utilizadas mayormente por los trabajadores de construcción, no proporciona suficiente protección.

Es decir, estas mascarillas son inservibles para proteger a las personas causando así que el usuario pueda exhalar aire que no se encuentra completamente filtrado. El director de emergencias de la OMS, Michael Ryan, expresó que esto es un peligro muy grande para las personas, debido a que pueden estar infectados y expulsar el virus a las personas.

Por otra parte, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EE.UU (CDC) opinan lo mismo que la Organización Mundial de la Salud, ya que en el pasado mes de agosto manifestaron que los agujeros en el material de algunas mascarillas permiten que se escapen las gotas respiratorias y pueden llegar a otras personas.

¿Cuáles son los estudios realizados sobre el tema?

En el Instituto Nacional de Estándares y Tecnología ubicado en los EE.UU., se realizó una investigación el pasado mes de noviembre, los resultados arrojados fueron que ciertos modelos de mascarillas no proporcionan la protección necesaria para detener el coronavirus. A su vez, realizó el análisis de un vídeo de alta velocidad donde uno de los ingenieros e investigador, Matthew Staymates, evidenció cómo el flujo de aire afecta según tenga o no válvula.

Las conclusiones fueron que a pesar de que las mascarillas con válvula son más cómodas para las personas y permite una mejor respiración, ellos indican cuáles son las más apropiadas para ser destinadas a proteger a las personas en contacto con pacientes infectados, como por ejemplo, el personal de salud. La Organización Mundial de la Salud hace mucho énfasis en que los empleados de la salud deben usar solo mascarillas médicas y sin válvulas luego de los resultados de dicho estudio.

Recomendaciones de la OMS

Ellos recomiendan que todo el personal sanitario use mascarillas médicas (los ubicados en quirófanos), en zonas con menor riesgo de contagio aéreo (por aerosoles) y las de mayor protección (N95, FFP2, FFP3) en las zonas de mayor riesgo.

Mientras que para el público general, la OMS recomienda mascarillas no médicas (es decir de tela, pero con tres capas).

Se recomienda este tipo de mascarilla de tela cuando se encuentre en zonas interiores como tiendas, oficinas o escuelas, recordando mantener la distancia y con buena ventilación. La mascarilla sigue siendo de uso obligatorio y esto combinado con las medidas como: higiene de las manos, el distanciamiento, evitar tocarse la cara, cubrirse al toser o estornudar, ventilar las áreas interiores y el aislamiento, ayudarán a proteger a la población.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!