Con el cabello se pueden transmitir rasgos importantes de cada persona y nos protege del calor y el frío, ya que una de sus principales funciones es la de aislante. En la actualidad, hombres y mujeres dedican tiempo y esfuerzo para lucirlo hermoso, brillante y sedoso. Por tal motivo, es muy importante estar al tanto de algunas recomendaciones que harán lucir una melena mas vigorosa y atractiva.

Algunos consejos para mantener un cabello hermoso

  • Realizar frotaciones en el cuero cabelludo por unos minutos varias veces a la semana. Esto contribuirá a tener una máxima absorción de nutrientes al aplicar algún tipo de tratamiento.
  • Conservar la sutileza, cepillarlo suavemente sin abusar. Se puede utilizar una crema de peinar para facilitar el desenredado.
  • Conocer el tipo de cabello, y de esta manera elegir los productos adecuados para conservar y mantener la belleza del mismo.
  • Evitar el exceso de secadores o planchas de cabello, así como la exposición prolongada al sol. Cada vez que se use el secador o la plancha, aplicar al cabello un producto para que lo proteja.

Un folículo débil, las puntas abiertas o un cabello sin brillo suelen ser una pesadilla para muchos.

Si se quiere obtener un cabello saludable, es necesario cuidarlo cada día y aplicar productos determinados para el cuidado del cabello.

El uso de mascarillas o acondicionadores después del lavado puede ser muy importante, pero para quienes desean cuidar su cabello de modo natural, se recomiendan algunos trucos que ayudarán a mantener el pelo en las condiciones deseadas sin salir del hogar y sin gastar más de la cuenta.

Las mascarillas tienen diferentes propiedades

  • Una mascarilla para nutrir el cabello se puede preparar con lo siguiente:

1 huevo

1 cucharada de aceite de oliva

2 cucharadas de mayonesa

1 aguacate

Se deben mezclar bien todos los ingredientes y aplicar en el cabello seco, solo desde la mitad hacia abajo, dejando actuar por 30 minutos.

Luego lavar como de costumbre. Se recomienda el uso de esta mascarilla cada 10 días.

  • Si lo que se quiere es suavidad, lo recomendable es lo siguiente:

1 tomate

2 cucharadas de harina de maíz

Se prepara una mezcla homogénea, y se aplica sobre el cabello húmedo, dejando actuar por 30 minutos y retirando luego normalmente.

Este tratamiento aporta brillo y ayuda también al crecimiento.

  • Si el cabello se encuentra opaco y sin vida, se debe probar lo siguiente:

1 plátano

4 cucharadas de Miel

Una mezcla que ayudará a fortalecer e hidratar el cabello, además de reducir la caída.

  • Cuando el cabello está maltrecho, arrugado o con las puntas abiertas, se puede utilizar lo siguiente:

1 yema de huevo

2 cucharadas de aceite de almendras

1 aguacate maduro

Esta es una mezcla que se aplica en el cabello seco, se deja actuar por espacio de 30 minutos, cada 10 días, y se notará el cambio natural en el pelo.

Los mejores beneficios los ofrece la naturaleza

En el medioambiente se pueden hallar muchos ingredientes que ayudarán a que el cabello continúe sano y con buen aspecto. Es por esto que los remedios naturales son las más apropiados si lo que se anhela es conservar la salud capilar en estado óptimo.

Graso, seco, teñido o con problemas de cualquier tipo. La naturaleza pone en las manos de cualquier persona todos los elementos necesarios para tener un cuero cabelludo sano y un pelo maravilloso y lleno de vida.

Los recursos naturales son muy efectivos, y estos métodos ofrecen resultados inmejorables. Un cabello sano y brillante demanda mucho esmero y tiempo. La mejor manera de lograr el cuidado de modo seguro y rápido es con productos naturales.

Los beneficios de usar mascarillas capilares caseras

  • Hidratan y aportan un beneficio adicional en el cuidado.
  • Mejoran la consistencia y delicadeza del cabello.
  • Aportan mayor defensa frente a agentes externos, como el sol o la humedad.

No hay ninguna ley que diga cuántas veces se deben aplicar las mascarillas. El uso dependerá del cabello y lo dañado que esté, pero se recomienda su aplicación de dos a tres veces por semana al iniciar el tratamiento, y luego reducir a una vez a la semana.

Su aplicación será diferente en el cabello largo o corto. Si el pelo es largo, lo mejor es usarlas de medios a puntas, dejando al menos tres a cuatro centímetros de raíz sin producto. Cuando el pelo es corto, se empleará solo en las puntas.

En algunos casos, dependiendo de la concentración de grasa de la mascarilla, no es recomendable que el producto toque la raíz, ya que generalmente el pelo en este área contiene más grasa, y con esta clase de productos se engrasa más de lo necesario.

Sigue la página Recetas
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!