Ya vuelve el verano, y con él la fruta fresquita, los granizados y el calor, es por eso que esta fruta tan roja, dulce y fresca es tan bienvenida en esta temporada. Sin embargo, no hay nada peor que una sandía que no sabe a nada, así que aquí van unos trucos para saber cuál es la más dulce y madura. 

Saber cuál es la sandía más dulce y madura es más difícil que otro tipos de frutas, ya que la cáscara por muy madura que esté sigue siendo dura y no cambia de color, ¡pero hay 4 trucos infalibles!

4 consejos para elegir una sandía dulce y madura

Esta fruta tan sabrosa y veraniega, está a la orden del día en nuestras casas –y en las cuentas de Instagram-, así que no hay mayor frustración que comerla sin que sepa a nada…Toma nota de estos consejos, y elegirás la mejor opción en tu supermercado:

·         Una mancha amarilla: Así es, por raro que parezca buscar una mancha en una fruta, la sandía debe tener una mancha de color amarillo en la cáscara, debido a que está en contacto con el suelo.

Por lo que sería un síntoma de que está bien dulce. Si de lo contrario la mancha es blanca o verde ¡no hay que comprarla!, eso es síntoma de que sabe a aire, ya que la recogieron muy pronto.

·         Golpecitos: Otra forma de saber si la fruta que compramos está dulce y madura, es darle pequeños golpes en la cáscara, si suena a hueco es buena señal, eso quiere decir que estará roja y madura.

·         Sin daños: Lo que oyes, si la sandía tiene algún daño, golpe, cicatriz, o derivados sinónimos de malformación ¡no es una sandía dulce y madura!, es otra opción insípida que no nos interesa, ni a nuestra nevera ni a nuestra cuenta blogger de Instagram.

·         Lugar fresco: La mejor forma de conservar nuestra sandía sin duda es el frigorífico, un lugar fresquito, y alejado del calor del sol que caracteriza estos meses veraniegos.

Vídeos destacados del día

No os la comáis justo al sacarla, ya que os dará la sensación de que no tiene ningún sabor. Hay que dejarla fuera un par de horas antes de consumirla, ya que el frío se apropia de ese sabor dulce que tanto nos gusta.

La próxima vez que vayáis a comprar sandía, tomad nota de estos cuatro consejos básicos, y seguro que elegís la sandía más dulce y madura del mercado.  #Alimentos #Calidad de vida