Pablo Iglesias e Irene Montero se encuentran viviendo uno de sus peores momentos en la actualidad tras sufrir escraches, pintadas, insultos y todo tipo de amenazas desde hace varios meses. La pareja de políticos, que viven en un chalet de Galapagar junto a sus tres hijos menores de edad, tuvieron que dejar su estancia vacacional debido a que se filtró el destino de sus vacaciones y fueron sometidos a presiones y amenazas que interrumpieron sus vacaciones.

El vicepresidente del Gobierno rompe su silencio en redes sociales

Una situación de lo más desoladora para la pareja formada por la Ministra de Igualdad y el vicepresidente segundo del Gobierno, quienes han llegado al punto de hacer las maletas y volverse para proteger a sus hijos de las amenazas que recibían.

Ahora, ha sido el propio Pablo Iglesias el que ha decidido romper su silencio a través de redes sociales con un contundente mensaje que no ha dejado a nadie indiferente.

La familia tuvo que suspender sus vacaciones en Asturias por amenazas y presiones

Ha sido concretamente a través de la red social de Twitter donde Pablo Iglesias ha escrito un hilo de mensajes donde ha roto su silencio tras lo ocurrido en una casa de Asturias donde se encontraba con su familia. Visiblemente indignado por lo ocurrido, tildaba de grave lo que la extrema derecha y algunos medios de comunicación estaban haciendo a su familia, pero pedía poner cada cosa en su contexto. El líder de Unidas Podemos recordaba que había gente que había tenido que pagar con su libertad o con torturas defender ciertas ideas políticas.

El líder de Unidas Podemos se lamenta de la situación de sus hijos menores

Pablo Iglesias proseguía añadiendo que no era el caso de su familia.

Sin embargo, se lamentaba de la situación que le había tocado vivir a sus tres hijos menores de edad. Visiblemente indignado por la situación, estallaba por sus hijos afirmando que no había derecho que sus hijos tuvieran que sufrir las consecuencias del compromiso y las tareas políticas de sus padres, pero afirmaba al mismo tiempo que existían millares de niños en situaciones mucho más vulnerables.

El político recalcaba que con él no va el victimismo.

Así las cosas, Pablo Iglesias también ha aprovechado su pronunciamiento en redes sociales para dar las gracias a todos aquellos que les habían brindado su apoyo tras lo que ha sucedido durante sus vacaciones. Además, el líder de Unidas Podemos ha tenido una muestra de cariño hacia las personas que le brindaron su casa en Asturias, además del restaurante 'Casa María' que actualmente sufre boicot por haber dado de comer a la familia formada por el vicepresidente del Gobierno y la Ministra de Igualdad.

Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!