Irene Montero y Pablo Iglesias siguen en el "ojo del huracán" de la derecha de España. La pareja de políticos de Unidas Podemos no pasa por un buen momento en el ámbito profesional, pese a llegar a ser vicepresidente segundo del Gobierno en el caso de Pablo Iglesias y Ministra de Igualdad en el caso de Irene Montero. Ambos han sido víctimas de escarches a las puertas de su chalet de Galapagar y ha sido tal la situación, que tanto Irene Montero como el vicepresidente segundo del Gobierno han denunciado ante la Justicia la situación. Ahora, parece los hechos se repiten durante las vacaciones de la pareja.

Interrumpen sus vacaciones en Asturias, tras recibir amenazas y pintadas

Pintadas en su casa, gritos, banderas de España o el himno de España han sido las molestias que Irene Montero y Pablo Iglesias han soportado en su casa de Galapagar y que ahora se están repitiendo durante sus vacaciones estivales en Asturias. La familia elegía una casa en Asturias hacia donde se desplazaron el pasado viernes. Sin embargo, ni la ministra de Igualdad, ni el vicepresidente segundo del Gobierno han podido salir de la casa, después de que se publicara el lugar en el que estaban pasando sus vacaciones.

Los políticos y su familia deciden irse de Asturias tres días después de comenzar sus vacaciones

Ha sido concretamente la cadena de Televisión "La Sexta", la que ha puesto de manifiesto que los dos políticos y sus tres hijos han decidido marcharse de la vivienda del secretario general del PCE, Enrique Santiago, donde se alojaban.

Desde que salía a la luz la dirección de la casa donde estaban pasando las vacaciones, han aparecido numerosas pintadas contra ambos políticos y por la seguridad de los suyos, han preferido abandonar el domicilio en el que se encontraban y volver a Galapagar. Tras lo sucedido, han sido numerosos los rostros políticos que se han pronunciado sobre la situación que viven Pablo Iglesias e Irene Montero.

Recriminan a la derecha la situación que viven Pablo Iglesias e Irene Montero

Uno de los más críticos con la situación que vive la pareja de políticos ha sido el ministro de consumo Alberto Garzón, quien en todo momento ha mostrado solidaridad con la familia que forman Pablo Iglesias e Irene Montero y ha recriminado a la derecha lo ocurrido. De hecho, tildaba de acoso lo que ambos políticos de Unidas Podemos estaban sufriendo últimamente y admitía que era algo inadmisible lo que había sucedido, con respecto a las amenazas y pintadas en la casa donde se estaban alojando.

En definitiva, una situación que no ha sentado nada bien a la pareja, quienes han tenido que regresar de sus vacaciones, apenas tres días más tarde de comenzarlas en Asturias.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!