La exvicepresidenta del gobierno de Mariano Rayoy, Soraya Sáenz de Santamaría, promovió una ley que buscaba acabar con la corrupción y mejorar las funciones de quienes hacen vida pública y Política. Hoy esos mismos ex funcionarios ya no podrán hacer vida dentro del sector privado, al menos durante dos años.

Santamaría deberá cumplir la ley que ella misma promulgó

Esta misma ex funcionaria pública podría tener dificultades toda vez al dejar la vida política para continuar desarrollándose en el mundo profesional, si se ajusta estrictamente a la ley de Alto Cargo promulgada en marzo del 2015 que ella misma impulsó estando al frente del ejecutivo.

El gobierno nacional dio luz verde a un paquete de medidas que buscaban regenerar la democracia en el país, por lo que sustentaron la función pública en la Ley de Transparencia y la Ley reguladora del ejercicio. La regulación del ejercicio, en su documento legal, es explícita y establece que los funcionarios de altos cargos no podrán prestar servicios a entidades privadas durante los dos años siguientes al ejercicio de sus funciones públicas.

En caso tal de que exista la disposición de ubicarse en el sector privado, debe ser comunicado a dicha acción ante la Oficina de Conflicto de Intereses, con el fin de que esta verifique que dicha actividad a ejercer, no altere lo contemplado en la ley.

Revisando los escenarios de retiro

Si bien la ex vicepresidenta no ha dado detalles de su retirada de la política, [VIDEO] y sin dar pista alguna de cuál será su futuro, se ha conocido que existen varias ofertas laborales sobre su mesa, entre ellas la de una importante entidad financiera española.

Algunas fuentes han dicho que si entrara en un banco estaría siendo incompatible con la ley, pues ella formó parte de la comisión de asuntos económicos del gobierno y además era la encargada de supervisar decisiones importantes de otros ministerios. Sin embargo, otros consideran que el hecho de volverse asesora jurídica de una entidad bancaria no representaría una violación al ordenamiento jurídico, ya que existen casos similares y esto no ha generado consecuencias de ningún tipo.

Además de procurar una opción en el sector privado, la funcionaria tiene la opción de regresar a su cargo como abogada del Estado en el que se encuentra en excedencia, tras haber comenzado a trabajar con Mariano Rajoy hace más de 18 años. No obstante, pocos apuestan por esta selección.

Otros políticos que se retiran

El ex alcalde de Santander y ex ministro de Fomento, Íñigo de la Serna; abandonó sus funciones públicas y solicitó ante el Estado su pensión por la prestación de sus servicios durante años. Dejó la política y su intención fue pasar al sector privado. Se estima que en los próximos meses otros funcionarios allegados a Soraya Sáenz de Santamaría [VIDEO]y miembros del antiguo equipo de gobierno de Rayoy se separen de la política para irse al sector privado.