Tras la derrota del presidente Evo Morales por el “pueblo boliviano”, recibió asilo político de México e incluso cuenta con el apoyo del presidente Andrés Manuel Lopez Obrador. Recordemos que Morales duró 14 años en el poder, renunciando a su cargo de presidente. “Renuncio a mi cargo de presidente para que Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho no sigan persiguiendo a dirigentes sociales”, dijo Morales.

Supuestamente el ex presidente Evo Morales sufrió un golpe de estado en Bolivia, planeado por la derecha con apoyo internacional; denunció que un oficial de la policía anunció públicamente que tenía órdenes de proceder en la aprehensión ilegal en contra de él.

El mensaje fue publicado después de Luis Fernando Camacho, presidente del Comité Cívico de Santa Cruz, dónde aseguraba que existía una orden de arresto, compartiendo el siguiente mensaje: “¡Confirmado!, orden de arresto para Evo morales; la policía y los militares están buscándolo en el Chapare, lugar dónde se escondió”. “Los militares le quitaron el avión presidencial y está escondido en el chapare, van por él”.

Evo Morales respondió: “Denuncio ante el mundo y pueblo boliviano que un oficial de la policía anunció públicamente que tiene instrucción de ejecutar una orden de aprehensión ilegal en contra de mi persona; asimismo, grupos violentos asaltaron mi domicilio. Los golpistas destruyen el Estado de Derecho”.

Bolivia celebra la caída de Evo Morales

Acusado por ser un dictador, el pueblo boliviano celebró en sus calles, con manifestaciones de regocijo; la caída de Evo morales, pero no todo es felicidad, el ex presidente de Bolivia afirma “que le duele abandonar a su país por razones políticas”.

México y su asilo político

El gobierno de México anunció que le daría asilo político a Evo morales, horas después de su renuncia, debido a que Morales lo solicitó. Marcelo Ebrard, titular de la secretaria de las relaciones exteriores, confirmó que recibió una llamada de Evo morales en la que hizo la solicitud verbal de un asilo.

La cancillería de México mencionó que es “por cuestiones humanitarias”.

Hay opiniones divididas en la población mexicana y partidos políticos en México tras esa decisión, muchos ciudadanos no están de acuerdo debido a que lo consideran “un corrupto que dejó en la pobreza a Bolivia e incluso lo llaman dictador”.

Los partidos políticos de México lo consideran un “grave error”, y que México no puede ser cómplice al refugiar a un delincuente. El presidente, en declaraciones pasadas, ha mencionado que busca un “México de paz”, tal vez esa es la razón de aceptarlo en el país y sus defensores aprueban cada una de sus decisiones, ahora: ¿Cuántos dictadores, políticos corruptos y empresarios deshonestos buscarán refugio en México?

Con la excusa de razones humanitarias.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más