La desinformación crea caos y eso es un hecho.

Desde hace un par de semanas la ciudadanía entró en una crisis muy fuerte debido a que se cerraron los ductos de Pemex y se presentó un desabasto de gasolina de dimensiones muy grandes.

La razón que el gobierno manejó ante la población fue de que esto era necesario para evitar las pérdidas causadas por el robo de combustible que se realizaban perforando los ductos (delito conocido popularmente en México con el nombre de Huachicol).

¿Qué es lo que está pasando con la gasolina en México?

1) La mayor causa del desabasto a grandes rasgos es el cierre de los ductos. Los ductos mueven muchísimo más cantidad de gasolina que cualquier pipa, además lo hacen de forma mucho más rápida.

Es sumamente complicado que sin un plan altamente eficaz de previsión, si se cierran los ductos, no exista desabasto, sobre todo en un país como México.

2) Hablando del porqué de la falta de capacidad de almacenamiento, cae 100% en Pemex que por falta de competencia nunca se le ocurrió construir donde almacenar.

Se acostumbró a que cuando faltaba gasolina, simplemente se importaban más, sin importar el costo. Esto, entre otras causas, es consecuencia de que Pemex monopolizó el sector por más de 70 años.

Esta falta de previsión habla muy mal de el gobierno mexicano.

3) Es completamente falso que México haya dejado de importar gasolina y que se hayan cancelado muchos contratos (no hay que especular). Lo único que ha bajado es la importación de crudo ligero.

4) El crudo ligero es el único que nuestras refinerías son capaces de procesar, por lo que como se disminuyó su importación, ya no producimos los niveles del pasado y el país pierde la capacidad de producir más gasolina cuando se necesite como ahora.

Es un error enorme hacer esto al mismo tiempo que se cierran los ductos por obvias razones.

5) Casi dos terceras partes de las pipas están controladas por el sindicato. Probablemente el presidente trata tan bien cualquier cosa relacionada con Romero Deschamps. Que probablemente sin sus pipas, el desabasto sería mucho más escandaloso.

6) Es más que posible que las pérdidas que se han causado por la caída de la venta de la gasolina, además de la logística más cara por el transporte en las mencionadas pipas (hasta 14 veces más), hayan ya superado por mucho lo que se perdía con el robo (la razón estricta que el gobierno manejó a la población para cerrar los ductos).

Ineficacia en el Gobierno

En resumen, a pesar de que la intención podría llegar a ser justificable y supuestamente necesaria, la falta de planeación y previsión por parte del gobierno en la estrategia que están manejando habla de exceso de ineptitud, poca experiencia y sumamente poco entendimiento de la industria y sus problemas. Siendo realistas se pudo hacer mucho más para prevenir la situación actual del desabasto antes de aventarse a la locura a cerrar los ductos de la forma más casual sin pensar en las consecuencias.

A fin de cuentas, en la política los resultados son los que importan y en este caso no se ve ningún buen panorama.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más