Según Wikipedia: "El minimalismo, en su ámbito más general, es la tendencia a reducir a lo esencial, a despojar de elementos sobrantes. Es una traducción transliteral del término inglés minimalism, o sea, que utiliza lo mínimo (minimal en inglés). Es también la concepción de simplificar todo a lo mínimo". Es decir, es un estilo de vida que cada vez más personas adoptan, donde el objetivo es reducir todo lo que tenemos a lo esencial, sólo a lo que necesitamos o nos hace felices.

Esto incluye posesiones materiales (ropa, complementos, libros, utensilios de cocina, fotos, muebles, electrodomésticos etc) y también cosas que no son tan obvias porque no ocupan espacio físico pero que a su vez son más difíciles deshacerse de ellas como aplicaciones del móvil u ordenador, relaciones tóxicas, empleos etc.

La mayoría de la gente cree que minimalismo es tener pocas cosas sin más y no es así, se trata de tener lo que te aporta valor y dejar ir lo demás, sin contar cuantas cosas son.

Métodos de iniciarte en este estilo de vida

Casi todas las personas que han pasado a llevar este estilo de vida simple y minimalista en la actualidad, coinciden en que el primer contacto que tuvieron con ello y lo que les animo a seguir, fue el libro "La magia del orden" de Marie Kondo. Es un buen método para empezar, ya que te va guiando en los primeros pasos para deshacerte de lo que te sobra en casa, materialmente hablando. No importa que lo hagas de una vez o que tengas que seguir el método varias veces, lo importante es ir avanzando y darte cuenta de todas las cosas sin valor que tenemos y que no somos conscientes de ello.

Existen muchos retos en la red para ayudarnos a hacer esta transición más fácil, los más famosos, quitando a Marie Kondo de la que ya hemos hablado, son el proyecto 333, en el que debemos seleccionar 33 prendas, incluyendo accesorios, para pasar tres meses únicamente con ello, así veremos lo que de verdad usamos de nuestro armario, la felicidad que aporta y será más fácil deshacernos del resto. Otro es el reto de las 100 cosas, en el que el objetivo es disminuir nuestras pertenencias a 100 y vivir con ello por un año.

El último reto que os propongo es el de tirar cada día una cosa durante un mes, pero cada día se añadirá una cosa más. Es decir, el primer día nos desharemos de una cosa, el segundo día de dos, el tercero de 3 y así hasta llegar al día 30 o 31. Es algo que no cuesta por hacerlo gradualmente y al finalizar el mes tendremos mucho más espacio libre, dejando de meter cosas a la vez, claro está. Para terminar, otro método que ha traído a muchos hacia el minimalismo accidentalmente, es viajar , ya que tienes que llevar a la espalda tus pertenencias y das mucho valor a lo que incluyes.

Más información

Si lo que has leído hasta aquí te interesa y quieres profundizar más, te dejo personas que puedes buscar en Internet, que yo sigo desde hace tiempo y que seguro te serán de mucha ayuda, además de que no sólo hablan de este tema, sino que tratan desarrollo personal. La primera referencia es al documental "Minimalismo", que ya se puede encontrar en Netflix. Y en Youtube sigo los canales de Almu Blanco, Bere y Flori, Chema Solís, el sendero de Rúben, Lucho Garram, Lucía Terol, Minimalistamente y vida minimalista. Todos ellos son personas maravillosas que aprenden día a día y lo comparten con el mundo. Personalmente, me gustaría llegar a ser como cualquiera de ellos, así que espero que a ti también te sean de inspiración.