Desde el jueves 13 hasta el domingo 30 de septiembre, la II Semana de la Cocina Madrileña centrará toda su actividad en el restaurante La Clave de Madrid. El establecimiento ofrecerá a los amantes de la buena mesa platos tradicionales, tal vez ya olvidados por muchos pero que renacen en las cocinas de los chefs con más vocación y empatía por los sabores serranos. A partir de las 12 del mediodía, podrán degustar once Recetas castizas, marinadas con vinos excepcionales como Colmenar de Oreja y San Martín de Valdeiglesias.

Anuncios

El cocido madrileño es el plato elegido para dar inicio a esta segunda jornada gastronómica madrileña en el restaurante La Clave, el primer establecimiento en maridarlo con champagne. El Taittinger Brut Réserve ha sido el espumante elegido en esta ocasión por su chef Pepe Filloa. El conocido cocinero presentará el plato, fiel a la remota tradición de "Cuatro vuelcos", el mejor cocido de Madrid en 27 años, de acuerdo con el Club de Amigos del Cocido.

Clásicos, pero con inspiración contemporánea

Los comensales podrán disfrutar de más clásicos como el jarrete de lechal a la parrilla, la gallina en pepitoria y el bacalao gratinado.

Estos platos tradicionales se mezclarán con preparaciones más contemporáneas, como la pirámide de verduras de la Vega de Aranjuez, ideal para aquellos que no se atreven con las carnes.

Las recetas históricas, que se remontan a los años 50, serán preparadas con animales autóctonos, entre otros productos representativos de la región. Pepe Filloa resume la elaboración de los platos como "una mezcla de cariño a fuego lento y buenas materias primas”. Las mollejas a la parrilla y las gambas al ajillo completarán la carta.

Anuncios

Finalmente, los postres madrileños serán los niños mimados de la cocina, mientras que los dulces típicos también jugarán un papel importante en el paladar. Sobresalen los bartolillos de crema de limón, el ponche madrileño y las rosquillas de Alcalá. Los precios variarán desde los 6 hasta los 30€.

Un ambiente clásico y distinguido

Tomás Gutiérrez, propietario de La Clave, recupera sabores tradicionales en la II Semana de la Cocina Madrileña en una ambiente elegante y exquisito, dividido en cuatro salones, desde los que los comensales podrán viajar con su paladar a mediados del Madrid del siglo XIX para degustar sus platos de cuchara preferidos, acompañados con selectos vinos.

Por último, podrán visitar la planta inferior, “El Secreto de Velázquez”, una carbonería de 1895 que conserva el ladrillo y la estructura antigua de los arcos. Un espacio íntimo y relajado, propio de los mejores afterwork. (La Clave y El Secreto de Velázquez. Calle Velázquez 22. II Semana de la Cocina Madrileña).

https://www.youtube.com/watch?v=ciYZHKSh3tI