Vuelve Mick Jagger. Y lo hace en clave de blues. El cantante al frente de los Rolling Stones regresa al estudio de grabación, esta vez sin sus compañeros de banda. Este viernes 28 de julio se ha puesto a la venta en plataformas digitales (iTunes, Spotify, etc) un doble single - es decir, dos canciones bajo un mismo título que suponen el primer material inédito con la voz de Jagger desde que publicara la recopilación de singles de su grupo 'Grrr' (2012), la cual contaba con dos cortes nunca antes lanzados. El último álbum de estudio de los Stones, 'A Bigger Bang' data de 2005.

Dos nuevas canciones con trasfondo político-social

Las dos nuevas canciones llevan por título 'England Lost' (Inglaterra perdida) y 'Gotta Get a Grip' (Tienes que calmarte), y es la primera la que está dando de qué hablar por su polémica letra, repleta de alusiones al proceso de salida del Reino Unido de la Unión Europea, más comúnmente referido como Brexit.

Entre las frases más mordaces del corte se destacan "Fui a visitar Inglaterra, pero estaba perdida / Y todos decían que nos habían estafado / Fui a verla por la retaguardia, pero todo el mundo me dijo 'Jódete// Estoy ". Otra de sus estrofas reza "Estoy harto de hablar sobre la inmigración / no puedes entrar y salir así como así/ supongo que esto es lo que somos".

La composición está marcada por un sonido puramente británico, dotado de garra y atisbos punk, así como de un fraseo vacilón y en cierto modo asertivo. Su mensaje, según declaró Jagger al programa de radio inglés Beats1, surgió de la desazón de ver a su equipo nacional perder un partido de fútbol, hecho que sirvió al vocalista de símil entre la inseguridad de los tiempos actuales a nivel político y social.

Un vídeo directo y con cierto aroma al cine clásico

El videoclip que acompaña al tema está protagonizado por el actor británico Luke Evans, quien intenta escapar de varias personas que se suman al simbolismo del concepto en 'England Lost': puedes intentar huir de la nación, pero la nación no huirá de ti.

En un instante del clip, el personaje es interceptado por un grupo de niños que le aconsejan que recupere las riendas de su vida, lo que puede identificarse con el actual estado de la política británica. La producción con Evans mirando al horizonte a la par que silba una melodía, permaneciendo finalmente en el territorio del que pretendía alejarse.

Junto a este tema, 'Gotta Get a Grip' ofrece un desarrollo rítmico parecido, aunque su premisa lírica podría estar dirigida al otro lado del charco. Así, pasajes como "el mundo está al revés / todos lunáticos y payasos / nadie dice la verdad / y el manicomio es el centro de la ciudad" evocan una crítica a las políticas desacertadas e incendiarias de Donald Trump, si bien las referencias no son tan explícitas.

Ambas pistas suponen la vuelta al ruedo de uno de los iconos musicales más emblemáticos de la historia, una figura cuyo mensaje e imagen pueden crear un gran calado tanto dentro como fuera de la esfera política. Ansiamos más material del genio deslenguado.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!