En el campo académico existen una serie de normas y “tradiciones” que muy comúnmente desconocemos hasta que nos toca adentrarnos. Es en ese momento cuando nos preguntamos: "Yo sé qué es, pero, ¿qué pautas tiene? ¿Qué debo hacer?

Las ponencias

El texto de una ponencia es de carácter argumentativo y hace referencia a un asunto de índole académica. Empecemos ahí. Es ante todo un documento que tiene como finalidad dirigirse a una comunidad académica y por tal razón hace referencia a una temática particular que bien podría ser la presentación de una investigación que es, a priori, más grande (tesis) o alguna otra temática particular.

Generalmente, la ponencia son expuestas en manera de reflexión.

Como texto académico que es, entendemos que se realizan en contextos afines: congresos, simposios, jornadas, encuentros, etc. Dicho esto, una ponencia no es otra cosa que un artículo científico con variables especificas que deben ajustarse a los requerimientos del evento en la que se postule.

Aspectos relevantes

Con frecuencia las ponencias son productos derivados de un trabajo de investigación o científico de mayor extensión y esa misma razón presenta aspectos relevantes de dicho trabajo a través de una reflexión o análisis. Entender de esta forma la ponencia como un instrumento académico que pueda expresar los objetivos y los avances de la investigación.

De igual manera, la ponencia es un recurso académico integral ya que es un texto escrito que va acompañado con una presentación oral de la misma.

Vídeos destacados del día

Pasos para la elaboración de una ponencia

Es importante dar respuesta a las siguientes preguntas:

  • ¿Por qué debo elaborar una ponencia?
  • ¿A quién se va a dirigida? ¿Donde la presentaré?
  • ¿Qué conocimiento tienen los presentes de mi ponencia?
  • ¿Defenderán otras ponencias similares?
  • ¿Qué tanto conoce la audiencia de mi ponencia?
  • ¿Qué expectativa levanta mi ponencia?

Una vez respondida estas preguntas ya podemos empezar con la redacción de la misma. Ya que sabremos cuál es el objetivo y tendremos una idea para generar el impacto que deseamos. La elección del tema es casi siempre el primer aspecto a determinar. Después debemos delimitar los aspectos que forman parte de la ponencia y para ello debemos tomar en cuenta aspectos metodológicos y documentales.

Elaboración de una ponencia

Lo recomendable es realizar una redacción inicial de la ponencia haciendo hincapié en los aspectos que se quieren tratar. En líneas generales una ponencia siempre debe contar con:

  • 1. Título

Es el primer acercamiento a la ponencia y por lo mismo debe ser cuidadosamente estudiado, debe ser capaz de generar interés.

Un titulo no debe tener más quince palabras. El impacto es lo más relevante del título.

  • 2. Autor y/o autores

Definir si la ponencia es obra de un autor o varios. La autoría siempre debe estar claramente expresada. Casi siempre se coloca la institución educativa y el correo electrónico del autor.

  • 3. Resumen

El resumen o abstract es el primer acercamiento a la ponencia y sus pautas están claramente definidas. Tiene como objetivo explicar los aspectos son relevantes en la investigación. En congresos y otros eventos la aceptación de una ponencia en primer lugar pasa por la aceptación inicial del resumen. El abstract es el resumen traducido a otro idioma (generalmente inglés)

  • 4. Palabras clave

Las palabras claves engloban la temática que subyace de la propuesta y contribuye a la categorización y la visibilidad de la misma.

  • 5. Introducción

Es una descripción del tema objeto de estudio que incluye: el problema, el planteamiento del mismo y las interpretaciones. Es posible que contenga una alguna vaga referencia a las conclusiones.

Una introducción debe como norma general contener la pregunta que tratamos de responder en la ponencia o investigación, la(s) hipótesis del trabajo (s), el(los) método(s) utilizado(s), el(los) espacio(s) geográfico(s) y/o temporal(es). Se busca adentrar al lector en la temática de nuestra ponencia y de, por consiguiente, captar su atención.

  • 6. Marco referencial

Consiste en una revisión acerca de otro tipo de investigaciones que se hayan (o estén) realizado (realizando) sobre la temática de la ponencia y la relación que tenga con la misma. La idea es lograr construir fundamentos sólidos con lo cual se pueda abordar el trabajo y la posterior interpretación de los resultados.

  • 7. Marco conceptual

El marco teórico es lo que su nombre representa: una postura de índole teórico con la cual se ponen las bases para ponencia y, evidentemente, en la cual se apoya la investigación y su posterior interpretación de los resultados. Se debe prestar especial cuidado en el marco conceptual ya que este identifica con claridad la posición del autor.

  • 8. Método

El método es el mecanismo utilizada para la obtención de la información que dan lugar a la ponencia y los procedimientos utilizados para posterior categorización e interpretación de los resultados.

Es vital en cualquier texto académico, ya que blinda el texto con una congruencia argumentaría y esto le da solidez a la misma. El método sostiene una serie de decisiones que se tomaron a la hora de elaborar o construir una ponencia o investigación.

  • 9. Resultados

Los resultados deben ser concretos y deben tener una relación estrecha con los objetivos planteados. Recordemos que los resultados deben ser presentados como lo que son: resultados. En muchas investigaciones (sobre todo de índole cualitativa) los resultados son diferentes a los objetivos planteados sin que eso menoscabe la calidad de la investigación.

  • 10. Conclusión

Como consecuencia de lo anteriormente se da lugar a las conclusiones que generalmente van acompañadas con recomendaciones para el abordaje de la temática en un futuro. Las conclusiones obligatoriamente deben ser presentadas y respaldadas con evidencias y resultados (de lo contrario carecen de validez).

  • 11. Bibliografía

Es el sustento teórico de tu investigación y el reconocimiento a los materiales consultados, un requisito indispensable para en cualquier investigación académica. Cuando no hay un reconocimiento de la autoría de los enunciados expuesto en una ponencia o investigación seguramente será considerado plagio.

Otros consejos para la presentación de la ponencia

Por norma general, la atención de las personas es corta y muy dispersa (y más cuando el ambiente donde estamos presentando nuestro trabajo es pesado y repetitivo), por lo cual se vuelve necesario captar las miradas (y atención) de la audiencia hacia nuestra ponencia.

¿Cómo hacerlo? Depende de nosotros pero es importante tomar en cuenta que en la presentación es el momento en cual indudablemente todos nos escucharan o voltearan sus miradas (aunque sean unos segundos) por esa razón es importante ser diferente, ser novedoso.

Un ejemplo, en vez de decir “muchas gracias por la oportunidad(…)” se puede iniciar con un chiste, una experiencia, una vivencia o un dato que sirva para captar la atención desde el segundo uno. Después siempre tendremos tiempo de volver a la “formalidad” de la ocasión e incluso de agradecer.

Por último, es posible captar la atención inicial de la audiencia pero mantenerla. Es otra cosa: depende única y exclusivamente en la calidad de la presentación y de ti mismo. Recordemos que una ponencia no es solo un tema de inteligencia, sino también de formas. La calidad y seriedad debe ser siempre el norte de cualquier investigador. #textos academicos #Universidad