Hay grandes ideas y pocos oídos que las oigan, ojos que las vean, pieles que las sientan, gustos que las coman y narices que las huelan o sencillamente, no hay interés.

Nuestros gustos empiezan a estar marcados por nuestras limitaciones

Los jóvenes de hoy en días hemos demostrado con creces que al mal tiempo, la imaginación vuela, pero vuela tanto que al final se escapa. Y sin meternos en harina sobre responsabilidades acerca de la "generación perdida", es mejor que hablemos de la nueva "generación innovadora". En nuestras manos está el tesoro más preciado que cualquier país pueda tener: juventud.

Dejemos de categorizar y categorizarnos, no somos alternativos, no somos bohemios, no somos hippies, no somos "hipster" lo que realmente importa es que somos Jóvenes viviendo en el siglo XXI y por ello nos gustaría que nuestras voces y nuestras ideas se escuharan más.Tengo amigos que son fotógrafos, pintores, músicos, escritores, directores de cine, actores, escultores o simples mentes imaginativas en potencia y que en realidad son estudiantes de alguna carrera dentro de un sistema que nada aporta y demasiado otorga. Con esto no quiero desvalorar los estudios, nada más lejos de la realidad. El conocimiento es libre y enriquecedor pero es controlable y vulnerable.La inteligencia tiene límites, la imaginación afortunadamente, no.

Somos jóvenes que nos dicen: "Tú vales para estudiar ingeniería y no arte o cine, eso no tiene salidas". "¿ Magisterio?¿Derecho? ¿Estudiaste eso porque no sabías lo qué hacer?". Pero, por suerte, nadie nos dice lo que tenemos que imaginar o pensar.Y eso se lo debemos al inventor del cerebro por solo dejarnos conocerle en un 15%.

Ese inventor, tenía que tener muy buena imaginación .

Pero, ¿y la solución?

Es difícil hablar de ayudar a que la imaginación de unos jóvenes este siempre en marcha. No sé si es buena idea que mi imaginación esté valorada por la cantidad de me gusta que reciba, o las 200k que me sigan en Instagram o por los suscriptores que tenga.

El mundo de Youtube, Instagram, Facebook etc. Es el mundo artificial, es la gran plataforma digital donde todas las imaginaciones entran pero pocas se mantienen. Entonces aparece el mundo real .

Tal vez necesitamos alimentarla, ¿qué pasaría si en todas las carreras hubiera clases de música, pintura, teatro, cine, fotografía...? Clases donde se expresen nuestras ideas, donde oigamos, debatamos y compartamos nuestras imaginaciones... ¿Qué pasaría si nuestras imaginaciones, aficiones o gustos fueran compatibles y adaptables a los conocimientos que se nos imparten? Pero bueno, quizás sea una idea sin sustento ni validez. Aunque en mi imaginación funciona perfectamente.

No necesitamos tener un canal de YouTube ,una cuenta de Instagram o un blog para demostrar y mostrar nuestras ideas.

Es posible que ni siquiera necesitemos un reconocimiento o beneficio por ello, tan sólo es requerible que esa parte imaginativa y creativa no se atrofie .Y si por algún casual, fueran expuestas y reconocidas por alguna plataforma, bienvenido sea. Pero no por ello, instauremos como único medio de exposición de nuestra de imaginación. No dejéis de idear, imaginar y crear sea la idea que sea. Haced que vuestras ideas sean escuchadas, vistas, olidas o tocadas.

Querido mundo nuestras ideas están volando, no dejen que se escapen.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!