Junto con el Museo Solomon R. Guggenheim y el Museo de Arte de los Ángeles, LACMA, el Instituto de Arte de Chicago inicia la segunda retrospectiva más importante del artista y fotógrafo húngaro titulada Moholy Nagy: presente futuro hasta el próximo 3 de enero de 2017. La muestra presenta más de 300 trabajos surgidos de la unión de diversas investigaciones que convierten en arte obras realizadas con materiales industriales.

László Moholy-Nagy nació en Bacsbarsod, Hungría, en 1985. Cursando la licenciatura de Derecho debe abandonar debido al estallido de la Primera Guerra Mundial. Tras la contienda surge su interés por el arte.

En Berlín descubrirá el dadaísmo y experimentará con el collage y el fotomontaje. En Viena se descubrirá las vanguardias constructivistas con las obras de Malévich y El Lissitzky, pero no es hasta 1935 cuando se integra al movimiento. El artista parte de elementos puramente visuales, como el color, la textura, la luz y el equilibrio de las formas.

Como profesor de la Bauhaus estuvo al frente del curso del curso preliminar y del taller de metales. Tras la marcha de Johannes Itten ocupa el cargo de director del curso, lo que le lleva a la máxima experimentación del equilibrio de los materiales que componen el fotomontaje, el montaje lumínico, la foto escultura y el collage , utilizando todo tipo de materiales industriales para crear efectos.

Junto a su esposa Lucía Moholy investigaron los recursos que la fotografía les podía ofrecer. Ella fue una excelente fotógrafa.

Las continuas investigaciones con la luz, el movimiento y los materiales sintéticos le conducen a ocho largos años de investigación para la creación del Modulador de espacio luz, expuesto finalmente en París en 1930.

La obra se concibe como una escultura cinética realizada con diversos materiales metálicos, bombillas y focos que proyectan una serie de elementos abstractos sobre una superficie mediante luces y sombras en continuo movimiento.

Tras su marcha de la Bauhaus, ya en Londres, construye en 1935 la serie Moduladores del espacio como precedente de la escultura cinética compuesta de láminas de Plexiglás.

Finalmente en Chicago funda en 1941 lo que él mismo denominó la “Nueva Bauhaus”, cerrando un año más tarde.

La muestra presenta gran parte de las obras que realizadas en Estados Unidos, desde pinturas abstractas hasta objetos tridimensionales de diversos materiales creados para investigar el movimiento y la luz.

En las salas se exponen 38 fotomontajes del artista, tres Telephone paintings en tres tamaños, seis vistas de la torre de radio de Berlín, un espacio multimedia, Room of the Present, y algunos trabajos de alumnos afortunados de tenerlo como maestro.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!