El sur de Florida ha sido uno de los sectores más afectados por el Coronavirus dentro de Estados Unidos. La respuesta de las autoridades locales decretando toques de queda y aplicando las normas del distanciamiento social han sido claves para evitar la propagación. Con el pasar de los días el impacto económico es cada vez más evidente, la gente empieza a salir de sus casos en busca de soluciones inmediatas y en los puntos de entrega de comida gratis las líneas parecen interminables.

Abrir demasiado rápido puede ser un error

"Hoy queremos anunciar que estaremos iniciando un programa de ayuda para el pago de la renta, probablemente somos la primera ciudad en brindar esta ayuda, desde el 4 de mayo estaremos recibiendo solicitudes en una página web especialmente diseñada para el programa", dijo el alcalde de la Ciudad de Miami, Francis Suárez.

Los beneficios para el pago de renta y utilidades podrían alcanzar los 1.500 dólares y los pagos se harán directamente al dueño de la propiedad. La asistencia llegará diez días después de someter la aplicación, en caso de ser aprobada. Suárez se mantiene cauteloso con la idea de abrir la ciudad nuevamente, él sufrió en carne propia los efectos del coronavirus al ser diagnosticado positivo en las primeras semanas del mes de marzo.

"Si abrimos demasiado rápido lo que puede suceder es que tenemos que volver a cerrar, entendamos que yo fui el segundo caso y ahora tenemos más de 10.000; nuestra preocupación es que sea un requerimento volver a cerrar la ciudad si abrimos y los números de infectados siguen aumentando", comentó Suárez.

La 'Fase Uno' todavía no se cumple

El análisis de los expertos gira alrededor de la denominada 'Fase Uno' en la que los números de nuevos casos deben bajar diariamente por 14 días consecutivos igual que la cantidad de personas admitidas en los hospitales por coronavirus. La Ciudad de Miami sigue sin cumplir con esos requisitos por lo tanto todavía nos es elegible para abrir parques y otros puntos de esparcimiento.

"La próxima semana vamos a anunciar nuestro plan para cuando llegue ese momento con todos los detalles de que vamos a abrir y con que tipo de restricciones", finalizó Suárez.

Miami Beach tiene sus propios planes

Ante la falta de turistas, Miami Beach es uno de los sectores más afectados en todo el estado.

Las autoridades locales han presentado un plan para reabrir las playas, gimnasios y parques una vez sea superada la 'Fase Uno' del coronavirus.

Los restaurantes también podrán abrir sus puertas siempre y cuando operen en un 50% de su capacidad y respetando las normas del distanciamiento social. Tomando en cuenta los 14 días de duración en la Fase Uno, estos cambios no entrarán en efecto hasta mediados del mes de mayo.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!