Muchas son las recomendaciones a nivel global para afrontar la epidemia mundial de coronavirus. Con el desembarco en Argentina de los primeros casos sobre un avión de Alitalia originario de Milán, los argentinos se pusieron en alerta.

Medidas de precaución sin entrar en pánico ante el coronavirus

Ante las dudas de la población, y enorme cantidad de informaciones que circula en mails, whatsapps u otras redes sociales, a veces bien intencionadas pero equivocadas, desde Departamento de Medicina Tropical y del Viajero del Hospital Muñiz de Enfermedades infecciosas de la ciudad de Buenos Aires explicaron que la sociedad no debe entrar en psicosis y que las recomendaciones a seguir son las mismas que se dieron a conocer en el año 2009 con la grave epidemia, también mundial, de Gripe A.

Es decir, las medidas a tomar no son una novedad y deben transformarse en hábitos de por vida porque previenen no solo el coronavirus, sino un universo de enfermedades.

Las medidas de prevención incluyen el uso de pañuelos de papel, uno por vez y luego descartado, lavado de manos cada vez que se ingrese a un nuevo ambiente y toser o estornudar dentro del pliegue del codo.

Sin embargo, la polémica se desató cuando la Corte Suprema de Justicia de la República Argentina emitió un comunicado en donde se recomendaba a los empleados a no compartir lapiceros, teléfonos celulares, alimentos y, por supuesto, mate.

El mate es una tradición de Argentina y otros países de América del Sur

El mate es una infusión típica argentina que se realiza dentro de un recipiente de diversos materiales. Los más típicos pueden ser de calabaza seca o de madera, los más modernos pueden ser desde acero inoxidable hasta los coquetos y coloridos tazones de silicona. Incluye una bombilla para sorber la infusión y se comparte.

Es una tradición muy antigua que sobrevive en Argentina, Uruguay, Paraguay, sur de Brasil y Chile.

De raigambre en los pueblos originarios anteriores a la conquista de América, ha atravesado los siglos: en cada casa, en cada familia, oficina, comercio o escuela el mate se comparte y mientras tanto la bombilla pasa de boca en boca, posibilitando la inseminación de virus.

Los médicos aportan tranquilidad a la población

Sin embargo, y ante la sorpresa de muchos, la Sociedad Argentina de Infectología descartó de plano el comunicado de la alta casa de Justicia explicando que Argentina no está, al momento, en situación de epidemia endémica para tomar este tipo de medidas, aunque sí es importante mantener los hábitos saludables que son los mismos tanto para el coronavirus como para cualquier otra enfermedad respiratoria.

Pocos días antes, la misma Sociedad desaconsejó el uso preventivo de mascarillas para el coronavirus explicando que estas solo deben usarlas quienes ya padezcan la infección para no diseminar los virus por el aire, pero no los deben usar las personas sanas. En este país, los comercios ya habían hecho un ajuste de precios del 30 al 40% ante el súbito aumento de la demanda.

Pese a los interrogantes que plantea la epidemia mundial del coronavirus y el dilema de muchos, los argentinos siguen tomando, y convidando mate. Para todos, vida normal.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!