Mike Pence, el vicepresidente de los Estados Unidos, fue a Brasil este lunes para discutir varios temas con el presidente Michael Temer. Algunos de ellos se trataba sobre la situación actual de Venezuela y de los hijos de migrantes brasileños separados de sus padres medidas migratorias establecidas por Donald Trump. Además de estos puntos se tenía previsto que los mandatarios discutieran sobre las medidas del gobierno de EE.UU.

de aranceles impuestos al acero y aluminio brasileño.

En su encuentro con el presidente Temer, Pence aseguró que Estados Unidos no sería un espectador más del "colapso" de Venezuela, que actualmente sufre una terrible crisis humanitaria que ha tenido repercusiones en toda la región.

El vicepresidente le dio valor a la ayuda de Brasil en la "redemocratización" de Venezuela tanto en el campo diplomático como en el humanitario, y resaltó el apoyo que el gobierno brasileño le da a los venezolanos que han llegado al país.

El vicepresidente tiene previsto viajar a la ciudad de Manaos donde visitará a uno de los centros ubicados para prestar asistencia a migrantes venezolanos que en el último año han dado acogida a miles de venezolanos. Luego de Manaos, el vicepresidente viajará hasta Ecuador que es su segundo destino dentro de su agenda que corresponde a su gira por América Latina.

Pence y Temer discutieron el tema de Venezuela

Pence y Temer discutieron la crisis económica y social que está atravesando Venezuela.

En estos momentos, según los cálculos del gobierno, alrededor de 50.000 venezolanos se encuentra en Brasil, luego de haber huido del gobierno opresor de Venezuela.

Para la Unión Europea en Venezuela no existe un Estado de derecho, debido a la violación de los Derechos Humanos presentes en el país, ocurrida sobre todo en los últimos años.La organización recientemente emitió un informe donde explicaba las grandes violaciones a los Derechos Humanos que se han cometido en el país.

En el informe se incluyó detenciones sin orden judicial, asesinatos sin resolver, torturas, presos políticos sin debido proceso judicial, entre otras irregularidades.

En respuesta al informe publicado por la Unión Europea, tanto el presidente como la vicepresidenta, descalificaron el comunicado de la organización.

La Unión Europea sancionó a dirigentes venezolanos

La Unión Europea sancionó a 11 funcionarios venezolanos que consideró opuestos a la democracia y que habían violado los derechos humanos en el país.

Entre los sancionados estaba la vicepresidenta Delcy Rodriguez y el vicepresidente de Economía, Tareck El Aissami.

Miles de venezolanos ahora viven en otros países, dejando parte de su familia en Venezuela. Muchas son las historias que evocan tristeza al presentar a padres y madres separadas de sus hijos, hermanos sin verse desde hace mucho, abuelos abandonados en Venezuela, niños dejados sin padre ni madre, y así continúa la historia de los emigrantes venezolanos que tienen que huir de una severa crisis presente en el país, que no tiene intenciones de mejorar.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más